La nueva pensión compensatoria, una ayuda de 400 euros a la que se podrá acceder al tener un hijo, va dirigida a reducir la brecha de género pero sin que se discrimine a los hombres. El Gobierno prevé que pueda llegar a unas 30.000 mujeres en 2021, pero ¿cómo funciona realmente?

El complemento de maternidad de las pensiones se dará para el primer, el segundo y el tercer hijo (hasta un máximo de cuatro) La diferencia con el complemento que existía anteriormente es que solo se aplicaba a partir del segundo hijo.

Además, esta ayuda va asociada a la acreditación de un perjuicio en la carrera profesional en los periodos posteriores a tener un hijo/a. Mientras que antes solo podían solicitarla mujeres, ahora también lo podrán solicitar los padres.

Así, el complemento se asignará a aquel progenitor que tras tener hijos vea más perjudicada su carrera laboral. Si no hay un progenitor más afectado que otro, se asignará a la mujer.

El Ministerio de Inclusión y Seguridad Social busca con ello reducir la brecha de género en las pensiones derivada de la maternidad con un procedimiento que no discrimine a los hombres. Aunque lo cierto es que son en su mayoría las mujeres las mujeres (el 98% según los cálculos de la Seguridad Social) las que ven perjudicadas sus carreras con la maternidad.

Cantidad fija y no por porcentajes

Otra de las modificaciones que incorpora la norma es que ahora se dará una cantidad fija de 378 euros anuales, en lugar de un porcentaje de aumento en la pensión como se venía haciendo: del 5% para las mujeres con dos hijos, del 10% para madres de tres hijos y del 15% para mujeres de cuatro o más hijos.

El nuevo complemento "tendrá un mayor alcance"

El Gobierno considera que esta medida, encaminada a reducir la brecha de género, "tendrá mayor alcance que el actual complemento de maternidad" por los cambios ya mencionados.

Además, al abonarse a partir del primer hijo calculan que podría incluir a unas 30.000 personas que no lo percibirían este año.