El congreso que elegirá al futuro líder del Partido Popular en Madrid no deja de generar tensiones en el seno del partido. Ahora se ha sabido que la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, y el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, comieron el pasado jueves para intentar suavizar las tiranteces.

Durante este encuentro, según ha podido confirma laSexta, Ayuso le preguntó directamente a Martínez-Almeida si quería presentarse al Congreso del PP de Madrid y este respondió que opta por la tercera vía.

Esto se resume en que el alcalde de Madrid prefiere que Ana Camins, actual secretaria general del PP regional y una figura muy cercana a Génova, sea quien dirija el PP en Madrid. Ni él, ni Ayuso.

Pero Ayuso sí se postula, y esta decisión y todo lo que la rodea -como que quiera adelantar la cita "para evitar más confrontación"- está generando una guerra entre Génova y Sol, el PP Nacional y el PP de Madrid, que no parece que se vaya a resolver fácilmente.

Desde Génova avisan, quien discuta la dirección de Pablo Casado no tiene posibilidades de dirigir el partido de Madrid. Y según ha podido saber laSexta, la dirección nacional del partido no quiere que Ayuso sea la elegida porque, dicen, no quieren "repetir los errores del pasado".

La presidenta de la Comunidad de Madrid ha insistido en su voluntad: "Hablé con Casado en privado sobre mi intención de presentarme al congreso antes de anunciarlo públicamente. Lo único que he hecho en este asunto es trasladar mi intención de presentarme al congreso del PP de Madrid para liderar la organización. Me presento a las urnas por coherencia y responsabilidad con los electores, algo que además han hecho mis compañeros en el resto de comunidades autónomas", asegura.

Y también sostiene que la relación con Casado y con Martínez-Almeida, con el que dice que hacen un "tándem", es buena. "No entraré a ningún enfrentamiento por esta cuestión y menos con el alcalde de Madrid, con el que tengo una relación inmejorable. Hacemos un tándem ganador", señalaba sobre el segundo.

Sobre el líder del PP a nivel nacional añade que "la relación es la misma desde los casi 17 años que llevamos juntos".

Lo que no niega Ayuso son las "tiranteces" con el secretario general del PP, Teodoro García Egea. En una entrevista en 'El Confindencial' ha explicado que esta situación se debe a "las gestoras" y "los tiempos que se han establecido para el congreso". Evidencia de estas discrepancias y malestar en el seno del PP es el bloqueo que Ayuso hizo a Egea en WhatsApp.