Tras la propuesta del PP para que el PSOE se abstenga ante una investidura de Pablo Casado, este martes, la portavoz del PP en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo, ha abierto otra puerta. En una entrevista con la agencia EFE, ha dejado claro que su partido solo se abstendría en una investidura del líder socialista "si Sánchez deja de ser Sánchez" y se hace una "lobotomía política para ser consitucionalista"

La diputada ha apostado por "una coalición por lo común" que aglutine a las fuerzas políticas que trabajen por lo que une a los españoles y no lo que les separa, y ha hecho un llamamiento a Ciudadanos para que "medite profundamente su rechazo a sumar fuerzas" y ha subrayado que "no hay gobierno ni lo habrá" con el actual presidente en funciones.

Álvarez de Toledo sugiere a Sánchez que se haga una "lobotomía política".

En relación con la propuesta del secretario general de su partido, Teodoro García Egea, en el sentido de que el líder socialista deje paso a un candidato de consenso, la portavoz ha dicho que tiene la impresión de que eso no va a ocurrir porque, en su opinión, "Sánchez no quiere dar un paso atrás".

Desde su partido, el diputado Pablo Montesinos ha asegurado que Casado podría conseguir el entendimiento entre todas las fuerzas y ha dicho que el líder del PP ya ofreció a Sánchez que las formaciones constitucionalistas fueran juntas, "pero el eligió a los nacionalistas". En su opinión, el PP puede liderar unas negociaciones, pero se ha preguntado si Sánchez estaría dispuesto a abstenerse para desbloquear la situación.

Ciudadanos cree que el acuerdo con el PP sería fácil

En Ciudadanos no lo creen probable, aunque el diputado Edmundo Bal cree que el acuerdo entre el PP y Ciudadanos sería fácil de alcanzar: "Seria rapidísimo si se tiene el encargo del rey". "Si tuviera el encargo del rey, Albert Rivera no iba a tardar mucho con el PP en formar gobierno", pero ya anticipa que no contaría con la abstención del PSOE.

El Gobierno en funciones asegura que ese paso a un lado de Sánchez no se va a producir.

El Gobierno en funciones no ahorra en calificativos para describir la propuesta del PP. El número 3 del partido, José Luis Ábalos, dice que está "está entre la fantasía y el delirio". Ha denunciado que la derecha está "bloqueando la gobernabilidad" del país. Y ha instado a los populares a que digan "si están empeñados en que el bloqueo nos lleve a elecciones".

El PSOE dice que es insultante

"Lo primero que tendría que hacer el PP es asumir el resultado de las urnas y tratar de interpretar cómo ha llegado a esa situación", ha asegurado, tras considerar que "es evidente" que una propuesta como ésta responde a que "no se les ocurre otra cosa y algo tienen que decir".

En la misma línea se ha pronunciado la ministra portavoz, Isabel Celáa, tras participar con Sánchez en una reunión con colectivos educativos dentro de su ronda de contactos con asociaciones sociales: "Es un ejercicio de diletantismo. Es una ocurrencia. El PSOE con Pedro Sánchez al frente es el que ha recabado el respaldo mayoritario".

García-Page: "Es insultante de un partido que siguió gobernando gracias a la abstención del PSOE sin condiciones".

El último en pronunciarse ha sido el presidente de Castilla-La Mancha. Emiliano García-Page lo considera insultante: "Es verdaderamente absurdo una frivolidad por parte del PP". A su juicio, resulta insultante de "un partido que siguió gobernando gracias a la abstención del PSOE sin condiciones".