Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

UNA CREACIÓN QUE HA SORPRENDIDO A PROPIOS Y EXTRAÑOS

La polémica app que convierte nuestro smartphone en un radar de velocidad

Nuestros smartphones se han convertido a estas alturas en mini-ordenadores muy potentes, capaces de ofrecer todo tipo de funcionalidades

En resumen

Publicidad

Nuestros smartphones se han convertido ya en compañeros inseparables de vida: cada día los utilizamos para multitud de operaciones, desde consultar el estado del tráfico hasta saber, en un minuto, los principales titulares del día. Por supuesto, nos sirven también para entretenernos y en los últimos años, además, se han convertido en un elemento más de nuestros coches hasta el punto de que muchos vehículos permiten ser controlados o consultar una importante cantidad de información a través del teléfono móvil.

De hecho, muchos conductores utilizan su teléfono móvil para la navegación, sin importar si el propio vehículo tiene o no sistema de navegación GPS incorporado. Gracias a la optimización entre el sistema operativo del vehículo y el del teléfono móvil, la integración es perfecta y sirve para que, además, el conductor no tenga ninguna necesidad de utilizar su teléfono móvil mientras conduce, beneficiando también a la seguridad.

Tú móvil, convertido en radar: la polémica está servida

Sin embargo, en ocasiones muchos desarrolladores de aplicaciones para smartphone parecen superarse, y para muestra, la aplicación que hoy os traemos en este artículo. Hablamos de Speedcam Anywhere, la app que transforma un teléfono móvil en un radar con cámara para denunciar los excesos de velocidad. Tal y como suena: cualquier usuario podría grabar a un vehículo que pudiera estar superando el límite de velocidad con su móvil para posteriormente denunciarlo.

La controversia ha sido tal que, de momento, la aplicación sólo ha sido liberada en Reino Unido, y sólo para los usuarios de smartphone con sistema operativo Android, de manera que los usuarios de teléfonos móviles con sistema operativo iOS (Apple) no pueden acceder a ella. El funcionamiento de esta aplicación hace uso de los sistemas de localización del móvil para saber su velocidad real, utilizando además la cámara para, en tiempo real, cotejar la matrícula del vehículo grabado con diferentes bases de datos para saber sus datos técnicos.

Con datos como la distancia entre ejes, un dato técnico bastante habitual y que todos los fabricantes facilitan cuando lanzan un nuevo modelo, la aplicación es capaz de determinar la velocidad a la que está circulando el vehículo en cuestión, permitiendo además conocer si está superando el límite de velocidad. De momento, las autoridades británicas no han tomado ninguna medida al respecto, sin que parezca que estén dispuestos a utilizar esta aplicación para sancionar a conductores.

Publicidad