Las protestas de Barcelona han dejado imágenes de la ciudad desolada, incendiada y oculta bajo el humo provocado por las grandes barricadas en las que ardían contenedores e incluso vehículos.

Entre la desolación vivida durante la tercera jornada de protestas tras la sentencia del procés, un hombre ha salido a la calle Roger de Flor con su bebé en brazos intentando huir de las llamas que, según ha afirmado un usuario de Twitter, amenazaban el edificio donde vive.

 

En las imágenes se puede observar al hombre, visiblemente enfadado, mientras las lamas devoran el centro de la ciudad.

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha compartido las imágenes, a las que ha acompañado de un texto de denuncia: "No hay derecho. Qué rabia tan grande siento al ver estas imágenes... Un padre evacuando a su bebé ante el tsunami de violencia y fuego de los radicales separatistas en Barcelona. O el Gobierno actúa ya o lamentaremos muchas desgracias", ha sentenciado Rivera.