España ha registrado un breve aumento de contagios de coronavirus en las últimas semanas. Si bien no está al nivel de algunos países europeos gracias al alto porcentaje de vacunación, la llegada de las Navidades hace temer que el país entre de lleno en la sexta ola de la pandemia.

Ante esta situación, las comunidades autónomas ya están preparando medidas para frenar el crecimiento de la incidencia. Algunos gobiernos regionales han optado por solicitar una autorización a los tribunales superiores de justicia para poder pedir el pasaporte COVID en los establecimientos de restauración o actividades que impliquen aglomeraciones de gente.

Galicia

Los locales de ocio nocturno de Galicia ya solicitan un certificado de vacunación, una prueba diagnóstica negativa o un documento que acredite la recuperación de la enfermedad de manera reciente.

Además, desde la conselleria de Sanidade han anunciado que también solicitarán este tipo de documento para los acompañantes de los pacientes que se encuentren ingresados o tengan que acudir al hospital.

Cataluña

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña ha autorizado que se solicite el certificado COVID en los establecimientos de hostelería y restauración, así como en los salones de banquetes y celebraciones. También lo podrán pedir en las actividades que conlleven una importante interacción de personas.

Baleares

El Tribunal Superior de Justicia de Baleares autorizó la semana pasada la prórroga para exigir el certificado de vacunación en las discotecas. El tribunal considera que la petición está justificada por "su idoneidad, necesidad y proporcionalidad".

Así, hasta el próximo 8 de diciembre este tipo de establecimientos continuarán solicitando el documento a las personas que quieran acceder a sus instalaciones.

Navarra

El departamento de Salud del Gobierno de Navarra decidirá esta semana si implanta o no el certificado para poder acceder a los locales de ocio nocturno o a los bares y restaurantes.

Así lo indicó la consejera, Santos Indurain, que recordó que cualquier decisión será "necesaria, idónea y proporcional" y debe "contar con la autorización del Tribunal Superior de Justicia".

Castilla y León

La Junta de Castilla y León estudia implantar el certificado COVID si los casos siguen aumentando y la presión sanitaria se descontrola.

El Ejecutivo autonómico considera que todavía no es el momento, pero sí considera que "no pueden pagar justos por pecadores" y que lo adecuado es que asuman las medidas restrictivas "quienes han decidido situarse en una zona de riesgo".

Euskadi

El Departamento de Salud del Gobierno Vasco ha anunciado que solicitarán al Tribunal Superior de Justicia el uso del pasaporte COVID en mayores de 12 años. En caso de que fueran autorizados a hacerlo, este documento será solicitado en restaurantes, conciertos y todo tipo de actividades que reúnan aglomeraciones de gente.

Andalucía

En Andalucía consideran que el certificado podría ser útil en actividades que concentren a grandes cantidades de gente, si bien recuerdan que los tribunales ya se pronunciaron al respecto. Y es que, la justicia tumbó esta medida el pasado mes de septiembre.

"Andalucía planteó varias cuestiones y los tribunales aquí se han pronunciado. Evidentemente, no vería mal el certificado se exigiera determinadas actividades multitudinarias donde le riesgo de contagio es mayor", ha señalado el portavoz del Ejecutivo andaluz, Elías Bendodo.

Madrid

En Madrid no se plantean, por el momento, restricciones en Navidad para los que no hayan recibido la vacuna porque en esta comunidad "hay un amplio porcentaje de vacunados y la situación en los hospitales es de control", según declaraciones del consejero de Sanidad.