La Tercera división de Portugal vivió momentos de auténtica tensión en el partido entre el FC Alverca y el Uniao de Almeirim. Alex Apolinario, futbolista de los primeros formado en el Cruzeiro, se desplomó en el minuto 27 tras sufrir un ataque cardíaco.

Sucedió muy rápido todo, con él andando por la zona del mediocampo y cayendo de espaldas al césped mientras el balón seguía en juego. Inmediatamente, tanto compañeros como rivales se dieron cuenta de la gravedad del suceso, y acto seguido el árbitro interrumpió el partido.

En ese instante, y en menos de 60 segundos, llegó la ambulancia para trasladar al jugador al hospital.

 

Tras varios intentos, y según la prensa portuguesa, el jugador fue reanimado en la propia ambulancia y ahora se encuentra estable en el Hospital de Vila Franca de Xira.

Los jugadores, cuando el futbolista fue evacuado en ambulancia, formaron un círculo para rezar por la salud de Apolinario.

Las próximas horas serán trascendentales en el pronóstico de este joven jugador de tan solo 24 años.