EUROLIGA | ESTRELLA ROJA 79-82 REAL MADRID

EUROLIGA | ESTRELLA ROJA 79-82 REAL MADRID

Un triple de Doncic sobre la bocina acerca al Real Madrid a su objetivo en la Euroliga

Un providencial triple de Luka Doncic en el último segundo tumbó la resistencia de un combativo Estrella Roja y acerca un poco más al Real Madrid al objetivo de acabar la fase regular de la Euroliga entre los cuatro primeros, lo que le daría ventaja de campo en los playoffs (79-82). Unicaja venció a Olympiacos en la prórroga (87-85).

Doncic, ante el Estrella Roja
Doncic, ante el Estrella Roja | Real Madrid de Baloncesto

El esloveno volvió a completar una gran actuación, con 24 puntos, nueve rebotes, cuatro asistencias y 35 de valoración, y se encargó de desactivar en la última jugada a un rival sin opciones de clasificación pero que luchó capitaneado por otro esloveno, Allen Omic, que en su mejor partido de la temporada sumó 25 puntos y capturó diez rebotes. Conscientes de lo que se jugaban, los blancos comenzaron con mucha seriedad en ambas zonas.

Su férrea defensa bloqueaba, una tras otra, todas las acometidas de un equipo local que tardó casi cuatro minutos en ver aro, mientras que nueve puntos de Doncic empezaron a cimentar el triunfo visitante (7-16, min 6).

Poco a poco, el Estrella Roja fue entrando en el partido coincidiendo con la tercera falta de Walter Tavares que le llevó al banquillo, aunque el mando del partido siguió en manos del líder de la Liga Endesa al final del primer cuarto tras un triple de Trey Thompkins sobre la bocina (20-27).

Otros dos aciertos desde el perímetro agrandaron la brecha hasta los once puntos y obligaron a Dusan Alimpijevic a parar el partido para evitar males mayores (24-35 min 14).

La medida tuvo efecto, porque llegó entonces un arreón serbio encabezado por un enorme Omic que apretó el choque peligrosamente.

Los altibajos en ambos equipos beneficiaron a los de Belgrado, que, contagiados por el empuje del exjugador del Herbalife y Unicaja, bajaron a cuatro puntos la desventaja aprovechando algunas indecisiones de un rival que no anotaba con la misma facilidad que en el inicio y echaba de menos a Tavares.

Con más sufrimiento de lo previsto, se llegó al descanso con un incierto 39-43 y aspectos por mejorar en el Real Madrid para evitar sorpresas.

Doncic volvió a liderar a los suyos en la reanudación y un mayor orden defensivo y la aportación de Felipe Reyes les permitieron recuperar la decena de puntos en el ecuador del tercer acto (43-53).

Llegó entonces otro amago de reacción local que se encargó de desactivar con un triple Anthony Randolph, aunque el 57-64 con el que se llegó a los últimos diez minutos obligaba al Real Madrid a seguir trabajando para sumar un nuevo triunfo.

En dos minutos nefastos para los intereses madridistas, cinco puntos seguidos de Dobric y el regreso de Omic pusieron por primera vez por delante a los serbios tras completar un parcial de 9-0.

El apagón blanco duró más de cuatro minutos, los que tardó Felipe Reyes en inaugurar el marcador blanco y cerrar el 13-0 que le puso contra las cuerdas ante un oponente crecido en defensa y al que le salía casi todo en ataque (70-64, min 34).

Tavares volvió a imponer su ley bajo los aros y, en el peor momento de su equipo, aportó siete puntos fundamentales antes de ser eliminado por faltas, lo que le dejó vía libre a Allen Omic, que empató con un mate a seis segundos del final.

Cuando el partido parecía abocado a la prórroga, apareció Doncic, que se encargó de anotar el triple ganador a nueve décimas del final.

El Madrid cumplió con su deber y, a la espera de otros resultados y de una última jornada en la que recibirá al Brose Bamberg, se acercó a su objetivo de acabar entre los cuatro primeros clasificados.

Sufrida victoria de Unicaja en el Martín Carpena

El Unicaja cerró su participación como local en la Euroliga con una sufrida victoria en la prórroga (87-85) ante el Olympiacos griego, un grande del baloncesto continental frente al que los malagueños, ya sin opciones de clasificarse para la fase por el título, sólo se jugaban el prestigio.

El equipo andaluz, después de haber encadenado dos derrotas, una en la Euroliga y otra en la Liga Endesa, volvieron a la buena senda al lograr el duodécimo triunfo en la máxima competición continental, que la cerrará esta temporada el próximo jueves en Turquía ante el Fenerbahçe.

Ante los griegos, que ya están clasificados matemáticamente para la siguiente fase, el equipo de Joan Plaza forzó el empate a 74 y la prórroga con una canasta del pívot estadounidense James Augustine.

Efe | Madrid | 30/03/2018

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.