El Ayuntamiento de Fuenlabrada, una localidad madrileña, ha expresado su indignación en redes sociales por la actitud del cantante David Bustamante, quien suspendió su concierto "minutos antes de comenzar", sin aportar ninguna explicación.

En una nota difundida en la cuenta oficial del Consistorio en Twitter y en Facebook, el organismo lamenta "el perjuicio ocasionado al público existente", y ha avanzado que exigirán explicaciones "para salvaguardar los intereses de los vecinos y vecinas y las personas que habían acudido al concierto".

 

El alcalde de la localidad, Javier Ayala, también se ha mostrado "muy decepcionado por la actitud" de Bustamante y "dolido por el perjuicio que ha ocasionado a miles de personas" que esperaban poder disfrutar del concierto durante las fiestas.