La borrasca Filomena se ha marchado para dar paso a un anticiclón que dejará cielos muy soleados pero temperaturas muy por debajo de lo habitual para esta época del año.

Esta ola de frío dejará 35 provincias en alerta por temperaturas mínimas, aunque Ciudad Real, Toledo y la Comunidad de Madrid -sobre todo la zona sur, se llevarán la peor parte.

El martes será el día más gélido y se podrán registrar temperaturas de hasta 15 grados bajo cero. Una situación que irá remitiendo a partir del miércoles, cuando los termómetros comenzarán a recuperarse poco a poco.

Además, las provincias de Albacete, Cuenca y Soria estarán en alerta roja por primera vez en la historia. Según explica Isabel Zubiaurre, coordinadora de Meteorología de laSexta, en estas zonas se registrarán temperaturas de -12 y -16 grados . Unas temperaturas que puedan "afectar de forma significativa a los ciudadanos", motivo por el que se decreta esta alerta roja.

Según la previsión de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), el viernes ya registraremos subidas en las temperaturas, con -2 grados de mínima y 9 de máxima en la Comunidad de Madrid, una de las más afectadas por el temporal.

Una vez superada la nevada histórica del fin de semana, las autoridades advierten de que el peligro viene ahora. Y es que toda la nieve se comenzará a congelar debido a las bajas temperaturas y esto ocasionará graves problemas en la movilidad.