Castilla-La Mancha y Castilla y León se sitúan a la cabeza de las comunidades más afectadas por la pandemia del COVID-19. Siguiendo a Madrid, Cataluña y País Vasco, estas dos regiones ya han contabilizado más de 2.000 contagios de coronavirus y más de 100 víctimas mortales.

Esta situación se ve agravada por los recursos de algunas de sus provincias, así como por una población muy envejecida. De hecho, según datos del INE, Castilla y León es la comunidad que presenta una mayor edad media de población: 47,61 años.

Además, cuando se ordenó el cierre de centros escolares y las empresas comenzaron a cerrar o a instaurar el teletrabajo, se produjo un éxodo desde Madrid hacia estas comunidades, entre otras, porque la capital española era (y es) la zona más afectada por la media, con más de 10.000 casos.

Desde 'Soria Ya' pidieron a sus ciudadanos que no regresaran de Madrid por miedo a los contagios

Al respecto, desde plataformas como 'Soria Ya' pidieron a sus jóvenes, y a todos los sorianos que residen en Madrid, que no volvieran a esta provincia por temor a que se expandieran el virus y contagiaran a las personas mayores. "Si te preocupa tu familia, no vuelvas a Soria, no vuelvas a la España vaciada", señalan en redes sociales.

Desde esta plataforma también advirtieron de que Soria solo cuenta con diez camas de Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) y dos habitaciones de presión negativa, lo que complica el hecho de tener que atender a un gran número de pacientes con síntomas graves de coronavirus.

 

A este llamamiento también se han sumado desde Aragón. Tomás Guitarte, diputado de Teruel Existe, pidió al Gobierno central que afrontara este problema con "inteligencia y equidad" porque "no podemos consentir que la crisis que puede venir caiga sobre unos pocos, personal y territorialmente".

Así se expresó en el pleno del pasado miércoles, 18 de marzo, en el que también señaló que "esta crisis nos está dando la oportunidad de reflexionar sobre nuestro modelo de desarrollo". Porque, a su juicio, "el modelo de país" en el que vivimos, "la concentración en grandes ciudades, facilita la expansión de la pandemia".

Y, precisamente, el Ayuntamiento de Teruel ha lanzado una iniciativa de voluntariado junto a Federación de Vecinos para atender las necesidades de personas de avanzada edad y/o con discapacidad durante el confinamiento.

 

A pesar de su situación, pueblos de Castilla y León y Aragón también se han sumado al agradecimiento a todos los que están velando por nuestra salud, pero lo han hecho de manera distinta.

Como se aprecia en el vídeo que acompaña a estas líneas, en los municipios segovianos de Villaverde de Montejo, Moral de Hornuez o Aldeanueva de la Serrezuela, entre otros, al llegar las 20:00 horas, en lugar de aplaudir desde sus ventanas y balcones, hacen sonar las campanas para mandar un mensaje de ánimo al personal sanitario.