El doctor Pedro Cavadas vuelve a cargar contra la gestión de la pandemia de coronavirus en España. Entrevistado en 'El Hormiguero', el célebre cirujano ha aseverado que "quien lo ha hecho lo ha hecho muy mal" y ha hablado sobre Fernando Simón, de quien ha dicho que no lo conoce, "ni ganas".

Cavadas, que puso en duda en enero las cifras de muertos y contagiados que llegaban desde China, asegura ahora que "era evidente" que se avecinaba una crisis. "No me creo que algo tan claro y patente no lo viera nadie. No me creo que no lo vieran", ha sentenciado.

El sanitario ha apuntado que el gigante asiático es "un país que no tiene nada de transparencia", por lo que, "cuando las noticias salen con olor a alarma, no hace falta ser muy listo para darse cuenta".

"Tú puedes ver un Rolex y si estás a setas no lo coges, pero el Rolex está ahí. Tú has visto el Rolex y sabes que es un Rolex, pero como estás a setas...", ha ilustrado, en alusión a la tardía respuesta de los gobiernos, "no en España, en casi todos sitios". "Todo el mundo ha ido por detrás", ha agregado.

Preguntado específicamente por la pandemia en España y por Fernando Simón, Cavadas ha señalado que no tiene interés alguno en conocer al director del CCAES. "Se me está intentando medio enemistar con una persona a la que ni conozco ni tengo ningún interés, como debe ser, ni él tendrá ningún interés en conocerme a mí, como debe ser. No lo conozco, ni ganas, ni el a mí tampoco", ha afirmado.

En cualquier caso, a juicio del especialista en cirugía plástica, el resultado de la gestión del coronavirus en nuestro país "es muy malo". "No sé quién lo ha controlado, pero quién lo haya hecho lo ha hecho muy mal, porque el resultado es muy malo. Y no es muy malo una vez, es muy malo dos veces", ha aseverado.

"Si el resultado es malo, es que quien estaba al cargo lo ha hecho muy mal. ¿Quién estaba al cargo? No lo sé", ha apostillado el médico, para quien, desde que estalló la crisis sanitaria en España, se han dado "situaciones que serían risibles si no fuera de lo que va, que va de sufrimiento, muerte y ruina económica".

"No tengo filias políticas, tengo fobias respecto a formas de gestionar", ha zanjado el cirujano. "Filias y fobias políticas no tengo muchas, quiero gestores de mis impuestos", concluía.