Extremoduro tenía prevista una gira de despedida para 2020, tras anunciar su separación como banda. Pero el coronavirus hizo imposible que los 14 conciertos previstos pudiesen arrancar en mayo y recorrer nueve ciudades españolas. "Dije que tocaríamos por cojones, pero ahora ya no estoy tan seguro. De momento, lo único seguro es que este año no va a poder ser", explicaba Robe Iniesta en un comunicado este miércoles. En el texto, compartido en la página oficial de Extremoduro, el cantante consideraba que no tenía sentido seguir poniendo fechas para 2022 "sin tener la más mínima seguridad de que se vaya a poder hacer". Aunque avisaba que, "cuando todo se arregle", la gira se reprogramará "si es que para entonces todavía sigue teniendo algún sentido".

Un día después, el guitarrista de grupo, Iñaki Antón, alias alias 'Uoho', ha mostrado su sorpresa por la decisión "unilateral" de Robe. "No tenía ningún conocimiento", ha señalado Antón a través e sus redes sociales, donde también ha trasmitido a sus seguidores que su decisión "firme durante todo este tiempo ha sido realizar la Gira de Despedida de Extremoduro en cuanto sea posible y el coronavirus lo permita, ofreciendo fechas tantas veces como sea necesario y retrasándola cuanto haga falta".

Así, ha avisado que seguirá intentando que "así sea", ya que se considera en deuda con los seguidores del grupo de rock.

También desde Live Nation, han mostrado su "sorpresa" e "incredulidad" ante el comunicado de Robe cancelando la gira, y más cuando en el mismo "anuncia la publicación de su disco y conciertos en solitario". "Estamos trabajando intensamente para aclarar la situación", han puntualizado.

 

Robe saca nuevo disco y hará pequeños conciertos

Robe anunció en el comunicado que "guarda en un cajón" un disco y que con él quiere hacer pequeños conciertos. "Deberíamos haberlo sacado en octubre del año pasado. ¿Hasta cuándo lo vamos a dejar guardado, otro año o quién sabe si más aún? No puedo hacer eso", ha confesado. Y ha añadido: "No puedo seguir parado indefinidamente hasta que nos dejen hacer conciertos de treinta mil personas. Es necesario adaptarse y hacer conciertos".