El nombre de Derlin Newey ya ha dado la vuelta al mundo y ha emocionado a miles de personas. La razón: este repartidor de pizza de 89 años ha recibido 12.000 dólares (equivalente a unos 10.300 euros) de propina gracias a unos conocidos clientes del restaurante para el que trabaja y a la comunidad de 'TikTok' que ha conocido su historia.

Según ha informado la cadena estadounidense 'KSL TV', Newey, que se vio obligado a trabajar en uno de los establecimientos de la cadena Papa John's 30 horas a la semana para pagar sus facturas porque con su pensión no llegaba a final de mes, conoció en un día laborable a los Valdez, una familia con la que pronto trabó amistad.

Los Valdez, clientes habituales de Papa John’s, estrecharon lazos con Newey, hasta el punto en que, cuando pedían una pizza, siempre preguntaban por este anciano repartidor para saber si podía ser él quien les llevase la comida a domicilio. Lo que Newey no sabía es que ellos habían empezado a grabar en vídeo todas sus entregas.

De hecho, llegó a hacerse famoso en redes sociales por su divertido saludo: "Hola, ¿estás buscando pizza?". En poco tiempo, la cuenta de 'Tiktok' en la que se subían estas grabaciones llegó a superar los 50.000 usuarios. Animados por la simpatía de de Newey y su situación personal, los Valdez decidieron intervenir con una petición solidaria a los seguidores de aquella cuenta.

Propusieron a sus seguidores que hicieran un pequeño donativo para entregársela al repartidor a modo de propina. Cuando este recibió el cheque con 12.000 dólares no cabía en sí del asombro y la alegría. "¿Cómo puedo dar las gracias? No sé qué decir", alcanzó a decir un emocionado y agradecido Newey.