Al escuchar disparos, los vecinos llamaron a la Policía y cuando rápidamente los agentes se personaron en el lugar de los hechos nadie abrió la puerta de la vivienda.

Al rodear la casa, los agentes vieron un cadáver en el suelo y decidieron entrar rompiendo los cristales, según ha informado Los Angeles Time.

Una vez dentro, la Policía encontró la escena de un estremecedor crimen del que sólo un miembro de la familia ha sobrevivido. Un hombre había abierto fuego contra su exmujer y sus cuatro hijos y después se había suicidado.

Sólo uno de los menores logró sobrevivir, sin embargo, el pequeño, de 11 años, se encuentra hospitalizado en estado crítico debatiéndose entre la vida y la muerte debido a la gravedad de las heridas.

Según han informado las autoridades que investigan lo ocurrido, la pareja se encontraba en proceso de divorcio.

"Es un caso trágico de violencia doméstica [...] usando una pistola, él disparó a su familia antes de dispararse a sí mismo", ha confirmado uno de los policías.

En España, el 016 es el teléfono de atención a las víctimas de violencia machista. Está disponible 24 horas al día los 365 días al año. La llamada es gratuita y no deja huella en la factura, aunque hay que eliminarlo de las últimas llamadas.