A Adrián, un joven de 17 años, le agarraron por la espalda y le amenazaron con una navaja al grito de "te vamos a matar maricón". Esta nueva agresión homófoba ocurrió el pasado 20 de agosto, en Petrer, Alicante, y la madre del menor todavía no puede evitar derrumbarse al recordar lo ocurrido.

En un encuentro con laSexta, Concha, su madre, ha explicado cómo se desarrollaron los hechos. Su hijo paseaba junto al polideportivo municipal de Petrer, distraído con el móvil, cuando los dos chicos le llamaron, le preguntaron su nombre y cuando él contestó, los agresores le agarraron de los hombros y le sacaron una navaja.

"Al ver que era una navaja, porque la abrieron y rodo, él se echó para atrás y le dijeron: 'Te vamos a matar, maricón'", explica la mujer. No llegaron a cumplir sus amenazas porque en ese momento pasó un coche a gran velocidad y los dos chicos salieron huyendo en dirección hacia un descampado.

Así consta en la denuncia que el joven ha presentado ante la Policía, que ahora busca a los autores del ataque. Adrián les ha contado cómo eran, cómo iban vestidos, y también pudo fijarse en sus tatuajes.

Cuando se fueron avisó a sus amigos y a sus padres, que en pocos minutos llegaron a lugar y se lo encontraron muy nervioso. Así lo recuerda su madre: "Tenía un ataque de ansiedad grande. Las manos agarrotadas de los nervios, no había manera de ponerle los dedos rectos". Tal y como cuenta, el joven solo decía: "Mamá que me he visto muerto, mamá que me he visto que ya no te veía más".

El joven ha recibido numerosas muestras de apoyo y solidaridad, especialmente a través de las redes sociales donde no advirtió de lo sucedido.