Rafael Azor Rodríguez, portavoz de Vox en el Ayuntamiento de la localidad granadina de Baza, ha sido el protagonista de un pleno municipal por sus palabras machistas y misóginas con las que ha criticado desde la celebración del 8M al hecho de que haya mujeres que se dediquen al fútbol profesionalmente.

Su discurso, que se ha viralizado en redes sociales, se ha iniciado a raíz de su rechazo al Día Internacional de la Mujer, porque, dice "no representa a la mujer real". "Al frente del 8 de marzo hay mujeres que no son mujeres", ha sentenciado.

Este martes, Vox ha desautorizado sus declaraciones y ha abierto un proceso interno para determinar si estas palabras contravienen los estatutos. "En el caso de haber sido así, se aplicará lo estipulado en el régimen sancionador de nuestros estatutos", agrega Vox.

En un comunicado, la dirección provincial de Vox ha señalado que desautoriza esas declaraciones porque "no están en absoluto en consonancia con el ideario político" de esta formación y no representan su "modo de valorar el deporte femenino".

Durante el pleno, Azor Rodríguez justificó que no se de la misma importancia a las mujeres futbolistas que a los hombres que practican ese deporte porque "hay deportes en los que el hombre tiene mucho más rendimiento que la mujer y esos deportes no tienen el mismo atractivo si lo hace un hombre o lo hace una mujer". Como ejemplo, además del fútbol, ha señalado el toreo o "muchos otros deportes".

 

Lejos de dar por concluido su discurso, el hombre aseguró que a una mujer a la que no le gusta que le digan piropos, no es una mujer. "Yo creo que a todas las mujeres les gustan que les piropeen, al no ser que amarguen. Si resulta que a una mujer le está piropeando un hombre y no es mujer, pues claro que no le gustan que le piropeen. A todas las mujeres de verdad les gustan que les piropeen los hombres".