FACUA ha informado este lunes de al menos 46 variedades de helados de Nestlé afectados por contaminación con óxido de etileno, una sustancia cancerígena que ha llevado a la compañía a empezar a retirar los productos de los supermercados.

Concretamente, esta contaminación incluye a lotes de la matriz de la compañía suiza, Froneri, encargada de la fabricación, y ha sido detectada en marcas tan conocidas como Nestlé, Milka, Toblerone, Nuii, Oreo, Princesa, La Lechera y Smarties. Todas ellas, comercializadas en España.

Consulta si has comprado un lote afectado

Con el siguiente buscador podrás saber si has adquirido alguno de los lotes afectados. No obstante, como recuerdan expertos como Gemma del Caño, especializada en seguridad alimentaria, el haber consumido alguno de estos helados no implicará una intoxicación aguda. No obstante, se procede a su retirada por el riesgo que implicaría un alto consumo de sustancias tóxicas.

Concretamente, el listado está vinculado a la información compartida por FACUA. De este modo, procede a buscar el lote o tipo de helado que creas que pueda estar contaminado.

Eso sí, solo forman parte del buscador aquellos que han sido facilitados por las tres cadenas de supermercado mencionadas. De este modo, si lo hubieras adquirido en otro supermercado, deberías buscar tu lote en este enlace que facilita la empresa matriz de Nestlé. La empresa argumenta que han establecido un único punto de información centralizado para comprobar de manera individual el tipo de helado y el lote al que pertenece ya que "no hay ninguna categoría de producto afectada en su totalidad y no todos los productos producidos bajo el mismo número de lote están necesariamente afectados".

Pero a FACUA esta medida no le parece suficiente. En un comunicado, señalan: "Consideramos lamentable que hasta la fecha, el organismo sólo haya incluido en su web sendos enlaces a los contenidos de las páginas de Mars y Nestlé relativos a la alerta", en crítica a la información expuesta por Nestlé, que únicamente permite buscar los lotes de producto afectados.

Nestlé reconoce los lotes y asegura estar tomando medidas

La empresa afirma en su página web que, desde que se recibió la alerta "sobre la contaminación accidental de dicho ingrediente se han tomado medidas proactivas y trabajan en plena cooperación con las autoridades sanitarias". Así, recalcan: "Estamos retirando rápidamente todos los lotes afectados de los puntos de venta".

Esta contaminación con óxido de etileno ha sido identificada en otra marca global, como es MARS. En este caso, se encarga del ente fabricador de productos propios de M&M's, Snickers y Twix. Como avanza FACUA, esta compañía sí compartió el listado completo de helados afectados, que puedes consultar en este enlace.

¿Qué peligro tiene para nuestra salud?

Para aquellos que hayan consumido un helado afectado por el óxido de etileno, un mensaje: calma. La cantidad sería tan mínima que no podría afectar a nuestro sistema. Así lo explica la tecnóloga de alimentos Gema del Caño: "Si lo has comido ya no pasa nada, no se trata de una alerta por intoxicaciones agudas y no tienes vida para comer tantos kilos de helados durante todos los días como para que esto suponga un problema".

Más concretamente, el óxido de etileno "es un gas incoloro, inflamable y de olor dulce que se usa principalmente para producir otras sustancias químicas, como anticongelantes". Esta sustancia está clasificada por el Reglamento (CE) nº 1272/2008 como un posible mutágeno, posible carcinógeno y posible tóxico para la reproducción, pudiendo tener estos potenciales efectos en el organismo. Por eso, su uso está prohibido en la Unión Europea.