En el Consejo Ciudadano de Podemos, Pablo Iglesias, vicepresidente del Gobierno, ha apostado por trabajar para crear una nueva República que sustituya a la monarquía, la cual -dice- está agotada. En este sentido, ha llamado a implicar a los sectores económicos en ese nuevo horizonte republicano.

Así lo ha asegurado Iglesias en su discurso ante el Consejo Ciudadano de su partido, que se reúne por segunda vez desde que fue elegido en la Tercera Asamblea de Podemos de mayo. Para él, ese horizonte republicano es un "escenario de superación de la crisis territorial que vive España" y puede representar -ha dicho- "un proyecto común que apele a todos los pueblos del Estado frente al centralismo" de la Monarquía.

No obstante, y aunque Iglesias no se ha referido en su discurso de hoy al marco temporal de ese nuevo horizonte republicano, el vicepresidente considera que es un proyecto de medio o largo plazo.

 

"Una de las tareas políticas fundamentales de Podemos en los próximos tiempos es trabajar y construir alianzas para avanzar hacia una nueva República que profundice la democracia en España", ha expuesto el líder de Podemos a través de un mensaje publicado en redes sociales, unas consideraciones por las que ha recibido numerosas críticas y amenazas.

Entre ellos, estas declaraciones han llevado al presidente de Vox, Santiago Abascal, a acusar a Iglesias de "estar dispuesto a un golpe de Estado" para instaurar una república. Así se ha expresado el líder de la formación de extrema derecha en un mensaje en su cuenta de Twitter dirigido al vicepresidente del Gobierno.

 

"Sr. Vicepandemias: ¿qué República? Ni sumando socialistas, comunistas, separatistas y etarras tenéis mayoría suficiente para una reforma agravada de la Constitución", ha recordado Abascal ante las palabras de Iglesias. Por ello, le ha instado a que revele lo que asegura que son sus verdaderas intenciones: "Diga la verdad, que está dispuesto a un golpe de Estado. Y le diremos -ha subrayado- a qué estamos dispuestos millones de españoles".