Un internista del hospital de Parla explica en un taller cómo hacer frente a la pandemia de COVID-19. En un momento dado, el sanitario confirma la orden de que "ya no se está tratando a los ancianos de las residencias" y añade "si es un COVID, mala suerte". Sus propios compañeros le preguntan sorprendidos y él reconfirma las instrucciones de las autoridades sanitarias.

Según la consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, este vídeo es "una simulación de escenario de catástrofe". Afirman a laSexta que las imágenes corresponden a un taller impartido el 18 de marzo, al inicio de la pandemia de coronavirus, y defienden que como simulación que era no estaba sujeta a ningún protocolo ni directriz específica. Añaden así que la Comunidad de Madrid no ha dictado ninguna instrucción con criterios de edad para el acceso a las UCI de Madrid.

Díaz Ayuso: "No eran instrucciones sino una sesión interna para analizar todos los escenarios"

Misma explicación que ha dado la propia Isabel Díaz Ayuso a través de Twitter. "Después de lo vivido, de los momentos tan duros afrontados, los hospitales de Madrid tienen que defenderse de filtraciones y bulos. Esto no eran instrucciones sino una sesión interna entre médicos para analizar todos los escenarios posibles de pandemia", explica la presidenta regional en un tuit. A preguntas de la prensa, Ayuso ha señalado que "no somos quiénes los políticos para cuestionar las decisiones de los médicos".

Sin embargo, en este taller (con diapositivas incluidas) también se habla de que "las camas UCI son de la Comunidad de Madrid y no del hospital" y "se deberán asignar por años de vida recuperables y no por gravedad". "Se van a asignar al paciente que más se beneficie de ello. Esto es drástico, horroroso y ojalá no nos hubiera tocado vivirlo", admite el sanitario.

De hecho, el internista que imparte el curso alude a la "ética utilitaria" y a "una limitación extrema de recursos" a la que se llegará si no se aplana la curva de la pandemia, algo que finalmente terminó ocurriendo a finales de marzo. No obstante, la Comunidad de Madrid apunta a laSexta que en el Hospital de Parla se han destinado todos los recursos necesarios atendiendo a las necesidades asistenciales de cada momento. Indican así que pasaron de siete camas a 21 en UCI y de 147 a 281 en hospitalización, más el Hotel NH, en el que se habilitaron 120 camas.

Añaden que, según se recoge en la base de datos de las UCI de Madrid, durante la pandemia se atendieron a alrededor de 2.600 pacientes con COVID-19, con un rango de edad que va de los 18 a los 98 años. Hoy, en la Asamblea de Madrid, el consejero Escudero ha insistido en "la Comunidad de Madrid no ha dejado nunca a nadie atrás" y ha señalado que "el 65% de traslado a hospitales han sido personas mayores de 70 años, 11.200 de residencias".

"Hay pacientes que ni me molesto en triar porque tienen más de una edad. Es el protocolo de catástrofe".

Sin embargo, durante la charla (verificada por la consejería de Sanidad), el médico pone un caso como ejemplo a sus compañeros: "un paciente de 50 años es preferible a un paciente con 40 años, cáncer de mama metastásico y un año de vida de esperanza".

Así el sanitario recuerda que ante una catástrofe puntual se hace "triaje de guerra"y que, según este protocolo, hay "pacientes que ni me molesto en triarlos porque tienen más de una edad". "Si me da tiempo ya lo triaré cuando haya terminado con los otros 200. Si no se morirá sin que lo haya visto nadie. Es el protocolo de catástrofe que afortunadamente nadie conoce", añade el internista.

Tras la publicación del vídeo, en una entrevista en TVE, Pablo Echenique, portavoz del grupo parlamentario de Unidas Podemos, considera que "lo que ha ocurrido es obvio cuando ese tipo de órdenes podían acabar en fallecimientos indignos". "En el momento en el que Reyero dice públicamente que él estaba en contra de que se denegara el acceso a los hospitales a las personas mayores, creo que ya está todo absolutamente claro", ha añadido Echenique.

Una semana después de la charla en Parla, el escenario en algunos hospitales madrileños era de caos, tal y como pudo comprobar laSexta. El Hospital 12 de Octubre se encontraba completamente desbordado: con pacientes hacinados en Urgencias y con los boxes repletos, obligando a los sanitarios a poner camas fuera de ellos. Según se desprende del taller impartido, en esa fecha, los ancianos de las residencias ya estaban condenados.