Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

Los peajes de viñeta ¿qué son?

Los peajes de viñeta: un sistema que podría llegar a España

Los peajes de viñeta son una solución a la que recurren diferentes países y que propone un sistema más interesante que el de los peajes convencionales.

Publicidad

El ambiente en España está sin duda muy caldeado, sobre todo en lo que a los peajes se refiere. Y es que desde que se valoró la posibilidad de exigir un pago en carreteras eximidas de este hasta la fecha, fueron muchos los que buscaron impedirlo con una postura claramente en contra. A raíz de esta situación se pone la mirada en los peajes de viñeta, una solución que tal vez no te suene pero que lleva presente desde hace tiempo en diversos países.

Y es que este tipo de peaje, implantando en países como Austria o Bulgaria, busca ofrecer un sistema más cómodo y beneficioso, sobre todo para aquellos conductores que cubran largas distancias con regularidad. Este se aplica sobre las autopistas y se basa en un sistemas de tarifas fijas que fluctúan en función de diversos factores.

Con el peaje de viñeta vigente, tan solo será necesario afrontar un desembolso fijo -insistimos, depende del país en el que se adquiera- que será más alto o bajo dependiendo del tiempo que queramos gozar de este servicio. Este sistema deshace completamente la red de peajes físicos que nos encontramos en las autopistas autóctonas, así como las barreras y los pagos in situ.

Además, el peaje de viñeta esta ideado para que pueda usarlo todo aquel que no conduzca un vehículo que supere los 3.500 kilos de peso, incluyendo también a las autocaravanas. De esta manera, es tan sencillo como adquirir el peaje y disfrutar de la autopista tantas veces como queramos o necesitemos durante un periodo de tiempo concreto.

Por ejemplo, Austria es uno de los países que ofrece este sistema de peaje y establece un precio mínimo de 8,80 euros para poder acceder a las autopistas durante 10 días. En caso de que queramos ampliarlo hasta los dos meses -tiempo máximo de uso en Austria- será necesario afrontar un desembolso de 25,50 euros.

Si ponemos la vista en otro caso como el de Eslovaquia, el periodo de uso máximo permitido del peaje de viñeta es de un año tras pagar los 50 euros que exige este servicio, y el cual se reduce a 14 euros si queremos usarlo durante un mes y a 10 euros si el tiempo es de diez días.

Sea como fuere, resulta interesante que se valore la posibilidad de aplicar este sistema en otros países, logrando así un pago unificado independientemente de nuestro trayecto y mejorando la situación tan exaltada que ha provocado el futuro incierto del sistema de peajes en España.

Publicidad