Si alguien se para a pensar en los gastos que conlleva un coche, rápidamente llegará a la conclusión de que cuanto más caro sea el coche, mayor será también la factura de su mantenimiento. Los coches de lujo y los superdeportivos suelen equipar motores de gran potencia que consumen mucho más combustible, un cambio de ruedas exige un desembolso notable y qué decir de las revisiones periódicas. Además de todo lo anterior, tienen unos costes de aseguramiento varias veces superior a un coche medio. Y es que, como es lógico, no cuesta lo mismo asegurar un Ferrari 488 GTB de 300.000 euros que un utilitario que cuesta veinte veces menos. Pero, ¿cuáles son los coches más caros de reparar tras un golpe?

bmw-m4-cs-2017-008 | Centímetros Cúbicos

Otra vez, la lógica se impone: los coches más caros de reparar tras un accidente son todos de lujo o superdeportivos, y cuestan una fortuna. ¿Qué modelos son? La IIHS estadounidense ha realizado un estudio en el que el más caro resulta ser el Bentley Continental GT. Tras una colisión, la indemnización media con los Continental GT asciende a 35.744 dólares, aproximadamente 29.000 euros. Además, teniendo en cuenta la frecuencia de accidentes de este modelo, las pérdidas totales suponen hasta 2.536 dólares (algo más de 2.000 euros). Al le siguen en la lista dos Bentley, los Continental GTC (29.478 dólares) y Flying Spur (28.816 dólares), aunque este último supone mayores pérdidas para la aseguradora que el descapotable. Tras los lujosos británicos se sitúan el  (21.588 dólares de indemnización media y 1.657 de pérdidas), el Maserati Gran Turismo (18.785) y el BMW M6 (17.436). Cierran este top 10 el  BMW M3 (16.866), el  Audi RS7 (16.013 dólares), el  BMW M4 (13.499) y el  Maserati Ghibli (13.272). Vía CarScoops #Te puede interesar Coreanos y japoneses lideran el ranking de los 15 coches más seguros para 2018
En Centímetros Cúbicos:  |  |