Viajestic » Curioso

Plenilunio

El 1 de octubre Japón celebra el Tsukimi ¿sabes en qué consiste?

En Japón agradecen a la primera luna llena de otoño y una de las más espectaculares de año, las cosechas de arroz; es una tradición milenaria y se llama Tsukimi.

Plenilunio en Japón

Imagen cortesía de Turismo de Japón Plenilunio en Japón

Publicidad

La primera luna llena de otoño, una de las más espectaculares del año y centro de las celebraciones del Tsukimi, brillará en el cielo de Japón el día 1 de octubre; ¿en qué consisten las celebraciones del Tsukimi? la traducción de esa palabra nos da una pista muy clara: contemplación de la luna.

Claro que no es una contemplación meramente astronómica sino más bien mística en cuanto a que tiene algo de cuestión de fe, de hecho esta particular contemplación de la luna forma parte de una tradición milenaria que se basa en el agradecimiento por las buenas cosechas de arroz.

Deste tiempos inmemoriales los japoneses celebran el Tsukimi, antiguamente nobles y samuráis observaban la luna desde sus barcos porque así, al reflejarse sobre el mar, la luna era si cabe más espectacular, por supuesto se organizaban actividades festivas al aire libre para celebrar el Tsukimi que iban desde la composición de poemas hasta la degustación de bolas de polvo de arroz con sake.

Tsukimi | Imagen cortesía de Turismo de Japón

¿Sabías que según las antiguas leyendas budistas el conejo habita en la luna? la creencia de los japoneses en estas leyendas los llevaba a afirmar que durante el Tsukimi veían la silueta de un conejo amasando pasta de arroz para preparar mochi, dulces típicos nipones, tan típico que una de sus recetas, los llamados Tsukimi dango, son a las fiestas del Tsukimi lo que el turrón a nuestra Navidad y se utilizan incluso para ofrecerlos como ofrenda.

Esa es la historia de esta fiesta pero ¿cómo se celebra hoy? el Tsukimi no ha perdido su esencia, lo fundamental es la conteplación de la luna y por eso elegir el lugar desde el que hacerlo es lo más importante: la Bahía de Masushima en Miyagi o el Castillo de Gifu en Gifu, el Templo de Daikaku-ji en Kioto o el Santuario de Tenmangu en Osaka son solo algunos de los lugares de Japón que nos invitan a una contemplación reposada de la primera luna llena de otoño

Publicidad