Vox arrasa en las urnas y se convierte en tercera fuerza política del Congreso. La formación de extrema derecha pasa de los 24 a los 52 escaños y logra el 'sorpasso' a Unidas Podemos y Ciudadanos, que se despeña al obtener tan sólo 10 diputados.

Santiago Abascal, Ortega Smith, Iván Espinosa de los Monteros y el resto del partido celebraron el resultado brindando con una copa de vino en su sede. En ese brindis, Ortega Smith recitó un fragmento del poema de Diego Hernando de Acuña, capitán de los Tercios de Flandes, ante la atenta mirada de los presentes, que no dudaron en sumarse para los versos finales.

En este poema se habla de patriotismo y del castigo al traidor de España, algo que defiende la formación de extrema derecha. Sin embargo, este gesto no es algo nuevo y se está convirtiendo en costumbre entre los miembros del partido.

Ya en diciembre de 2018, durante un encuentro con los militantes, se pudo ver a través de un vídeo en redes a Ortega Smith brindando bajo la misma fórmula.

Este es el poema completo:

"No os preguntarán por mi,

que en estos tiempos a nadie

le da lustre haber nacido

segundón en casa grande;

pero si pregunta alguno,

bueno será contestarle

que, español, a toda vena

amé, reñí, di mi sangre,

pensé poco, recé mucho,

jugué bien, perdí bastante

y, porque esa empresa loca

que nunca debió tentarme,

que, perdiendo ofende a todos,

que, triunfando alcanza a nadie,

no quise salir del mundo

sin poner mi pica en Flandes".

"¡Por España!

y el que quiera defenderla

honrado muera;

y el que traidor la abandone

no encuentre quien le perdone,

ni en Tierra Santa cobijo,

ni una Cruz en sus despojos,

ni la mano de un buen hijo

para cerrarle los ojos".