Centímetros Cúbicos » Noticias

SEGÚN LOS PRESUPUESTOS

No subirán los impuestos del diésel, pero sí el de matriculación

Los Presupuestos Generales del Estado 2021 han sido aprobados, una medida que afecta a la fiscalidad del mundo del motor.

Publicidad

Los Presupuestos Generales del Estado 2021 han sido aprobados tras obtener el apoyo del Congreso de los Diputados con 188 votos a favor. Una medida que, obviamente, afecta al mundo del motor. La fiscalidad de los coches se quedará igual que hasta ahora: no subirán los tributos del diésel, pero sí se prevé un incremento del impuesto de matriculación.

No es ninguna novedad que la subida de los impuestos del diésel es uno de los objetivos que España debe alcanzar para seguir la senda marcada por la Unión Europea. El plan inicial pasaba por un incremento progresivo de estas tasas hasta equipararlas con las de la gasolina, pero esta medida tendrá que seguir esperando. La aprobación de los Presupuestos Generales del Estado de 2021 ha tenido como consecuencia su paralización después de aprobar las correspondientes enmiendas.

De 120 a 144 gramos

Esa parte de la fiscalidad de los coches no cambiará, pero sí lo hará el impuesto de matriculación. El sector había pedido a los dirigentes políticos una reforma de los tramos de emisiones en los que se basa esta tasa con motivo de la entrada en vigor del Ciclo WLTP el 1 de enero de 2021. La enmienda solicitaba sustituir ese límite de 120 gramos de dióxido de carbono (CO2) por kilómetro por 144 gramos: por debajo de esta cifra ningún coche tendría que pagar el citado tributo.

Esta reforma tenía un motivo detrás: la industria la veía necesaria para que la esperada recuperación de las ventas prevista para el año que viene fuera una realidad. Algo que puede frenarse debido a la llegada del citado ciclo de medición de emisiones: aunque ya se usa desde hace varios años, a partir de 2021 será el único sistema válido.

La precisión del Ciclo WLTP

El WLTP establece datos más precisos sobre las emisiones reales de los coches y la consecuencia directa de esto es que muchos coches serán etiquetados como más contaminantes que hasta ahora ya que cambiarán de tramo. Por lo tanto, serán más los modelos que tendrán que pagar el impuesto de matriculación y los precios de los vehículos aumentarán.

En su momento se habló de adaptar, a través de la mencionada reforma de la fiscalidad, los impuestos a las nuevas mediciones. Sin embargo, PSOE, Podemos, ERC, Más País y Bildu han votado en contra y los tramos para calcular los impuestos seguirán igual. Así las cosas, a partir de 2021 habrá menos coches exentos y, según el sector, los precios subirán, de media, un 5% en el 70% de las matriculaciones.

Publicidad