Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

HAY VARIAS RAZONES

Comprar un coche nuevo: diciembre es, más que nunca, el mejor momento para hacerlo

A las ofertas habituales, se unen los descuentos con los que las marcas intentan salvar 2020, las ayudas a la compra y la inminente subida de impuestos.

Publicidad

El último trimestre del año es uno de los momentos más recomendados para renovar nuestro garaje porque las marcas y los concesionarios suelen ofrecer descuentos para incentivar las ventas y cumplir con los objetivos marcados. Este año, además, hay más motivos para ello: si estabas pensando en dar el paso, echa un vistazo al mercado porque diciembre es, más que nunca, el mejor momento para comprar coche.

Para cada ejercicio, las marcas de coches marcan unos objetivos de ventas que deben cumplir antes de que termine el año. Si llega ese momento y la meta todavía está lejos, es momento de liquidar parte del stock disponible y para ello, normalmente, ofrecen descuentos y promociones sobre los modelos nuevos. A ellos se unen las automatriculaciones y los vehículos de kilómetro 0, que también son opciones a considerar antes de efectuar la adquisición.

Las ayudas a la compra

A las tradicionales ofertas de fin de año hay que añadir otros factores que ha traído 2020. En primer lugar nos encontramos con las ayudas a la compra. Este año han llegado dos planes, el Moves y el Renove, que estarán activos hasta el próximo 31 de diciembre… ya que todavía no se sabe si se prorrogarán en 2021.

El efecto del coronavirus

El coronavirus ha golpeado con fuerza a la industria del motor, que ha vivido uno de sus peores años: 2020 ha sido dramático en lo que a ventas de coches nuevos se refiere y los fabricantes apuran los últimos días de diciembre para maquillar esas cifras. ¿Cómo? Dando salida a sus modelos a través de atractivas ofertas de compra.

Sube el precio de los coches

Y por último hay que tener en cuenta la subida de impuestos que tendrá lugar a partir de enero de 2021, un motivo que se ha convertido en un impulso para muchos conductores que tenían previsto cambiar de coche el año que viene.

El Ciclo NEDC desaparece y el WLTP será el único protocolo que medirá las emisiones y el consumo. Teniendo en cuenta que el criterio que sigue es más real y riguroso, muchos de los vehículos que no pagaban el impuesto de matriculación empezarán a hacerlo y otros cambiarán de tramo abonando, así, una cantidad superior. Así las cosas, el precio medio de los coches nuevos se encarecerá, de media, unos 1.000 euros.

Publicidad