Abarth es, a día de hoy, una de las marcas más reconocidas cuando hablamos de vehículos de calle con prestaciones deportivas y precios asequibles. Sin embargo, hasta hace no mucho su historia no pasaba por más que la de un preparador de FIAT, aunque el éxito de modelos como el Abarth 500 ha sido tal que ha conseguido crear una auténtica legión de seguidores allá por donde pasa.

Tanto es así que a día de hoy Abarth ya se ha establecido como marca independiente, con su gama y sus modelos específicos. Ahora, aprovechando la celebración del 70 aniversario de la marca, Abarth ha presentado una edición especial del Abarth 595, denominada Abarth 695 70º Aniversario, una edición limitada a 1949 unidades que ya está a la venta en nuestro país por un precio ligeramente superior a los 34.000€.

Abarth 695 70º Aniversario | Abarth

A cambio disfrutaremos de un Abarth con todo tipo de equipamiento, destacando el kit de ensanche para la carrocería, que aumenta las proporciones tanto de los bajos como de las aletas. Las llantas de aleación, de 17", están terminadas en color negro mate, contrastando así con el kit pintado en Gris Campovolo y el color verde, también específico, del resto de la carrocería. El punto clave de la parte trasera lo encontramos en el alerón, que en esta ocasión es móvil y ajustable en 12 posiciones, capaz de generar carga aerodinámica efectiva a alta velocidad.

En el interior los cambios son menores, limitándose a una nueva tapicería para los asientos Sabelt con estructura semi-backet, aunque es cierto que el equipamiento es muy completo incluyendo, de serie, retrovisores eléctricos, instrumentación digital, sistema multimedia con Apple CarPlay y Android Auto y pantalla táctil de 7", climatizador automático o sensores de luz y lluvia.

Abarth 695 70º Aniversario | Abarth

Mecánicamente el Abarth 695 70º Aniversario es, en realidad, un Abarth 595 Essesse. Comparte por tanto el motor 1.4 turbo de 180 CV y la caja de cambios manual de 5 velocidades con autoblocante. El sistema de frenado corre a cargo de Brembo, que firma unas espectaculares pinzas fijas de 4 pistones, mientras que el sistema de escape es el ya conocido Record Monza, con un sonido inconfundible.