Seguro que has oído la palabra spoiler, pero puede que no sepas qué es. La palabra 'spoiler' es un anglicismo recogido por la Real Academia de la Lengua Española (RAE) que, según su definición, se usa con el sentido de 'revelación de detalles de la trama de una obra de ficción'.

Desde la RAE recomiendan usar 'destripe' (de destripar 'anticipar el desenlace de una historia a quienes no lo conocen') en lugar de spoiler, que como decimos viene del inglés. No obstante, esta sugerencia parece no encajar demasiado en el contexto latinoamericano como en el español, según un interesante hilo de Twitter en el que cientos de tuiteros discutieron sobre este asunto.

La RAE añade que, en el caso de que no se quiera utilizar el equivalente de spoiler, que sería destripe, también puede usarse la grafía adaptada 'espóiler', que ya se documenta en español y cuya incorporación al diccionario académico está en estudio.

Así, dejando a un lado el nombre y cómo escribirlo, el concepto de spoiler es fácil de entender. Se trata de cuando alguien te cuenta el final o las claves de una película, libro, historia, etc, por lo que la emoción y el interés ya no es igual.

Muchas personas optan por avisar de que van a desvelar algún dato que puede ser un spoiler y pone cosas como: ¡Alerta spoiler! De modo que la audiencia puede elegir si quedarse o irse. Pero no todo el mundo lo hace. Aquí te dejamos algunos consejos para que sepas cómo evitar spoilers.

Cómo evitar spoilers

1. Silencia palabras en Twitter: ve a tu foto de perfil y cuando se abra el Menú selecciona Configuración y privacidad. Pulsa en Palabras silenciadas y desde allí pulsa en Añadir y pon aquello que quieres silenciar.

2. Silencia comentarios en Instagram: es lo mismo que en Twitter, pero solo se aplica a comentarios y el proceso es diferente. Ve a Editar Perfil y desde allí a Comentarios. Verás una caja en la que puedes ir añadiendo lo que quieras no ver separado por comas.

3. Instala Unspoiler en Chrome: es una extensión que evita que veas spoilers en cualquier página que abras en Chrome.

4. No entres en redes sociales: nada podrá protegerte en las redes…