¿Sabías que el término burofax es una marca registrada de Correos de España? Se trata del envío por fax de un documento de manera urgente del que queda constancia fehaciente. Es decir, hay una prueba con valor probatorio de que se ha mandado y de que ha sido recibido por el destinatario y cuándo ha sucedido.

Esto es necesario cuando queremos que dicho mensaje pueda ser una carga de prueba: la notificación debe ser fehaciente. Es decir, que se pueda probar el contenido y la recepción de dicha comunicación al que se dirige.

Cómo mandar un burofax es algo que ha ido cambiando con el tiempo. De hecho, originariamente se hacía solo desde las oficinas de Correos, donde el documento se mandaba por fax. No obstante, en 2013 se liberalizó el mercado y con el desarrollo de la tecnología hoy es posible mandar un burofax sin salir de casa.

Cómo enviar un burofax desde una oficina de Correos

- Lleva la carta o el documento que quieras enviar.

- Rellena el impreso con tus datos y los del destinatario.

- Paga las tasas. El coste de enviar un burofax Correos con un solo documento es de 10,86 euros + 2,28 euros de IVA, es decir, 13,14 euros.

Cómo mandar un burofax online

- Se puede hacer desde la web de Correos u otros proveedores que también ofrecen este tipo de servicios.

- Debes tener listo el documento en el ordenador si quieres adjuntarlo en el proceso de mandar el burofax. Debe ser un PDF de hasta 15 MB y un máximo de 100 páginas.También puedes escribirlo en el momento.

- En cuanto a los datos del destinatario, puedes poner su dirección o bien puedes introducir la de una oficina de Correos donde se recogerá el burofax.

- Normalmente se pueden pagar las tasas con tarjeta o Paypal.

- Recibe el certificado digitalizado en su cuenta de correos online. En el caso de Correos, el acuse de recibo lo remite en papel al domicilio del remitente.

- En cuanto al plazo de entrega, el del burofax premium online es de 24 horas desde el momento en que se hace online desde la web de Correos. Este plazo no cuenta en sábados, domingos y festivos. Por tanto, si se envías un viernes la entrega no está garantizada hasta el lunes no festivo siguiente.

Diferencia entre una carta certificada, fax y burofax

La principal diferencia entre la carta certificada, el fax y el burofax es su carácter probatorio.

1. Fax: no deja constancia de la recepción del documento. Es posible que el remitente posea un resguardo de lo que ha mandado y de que se ha transmitido de modo correcto, pero no está seguro de que el destinatario lo reciba. El aparato puede haber fallado o no tener tinta; también puede ocurrir que otra persona lo haya cogido. Los efectos probatorios son inferiores.

2. Correo certificado: acredita es que ha llegado un documento a la persona indicada, pero no el contenido de la carta. El destinatario puede decir que lo ha recibido, pero que dentro solo había páginas en blanco, de manera que el remitente no puede probar nada.