La crisis en Ciudadanos no cesa y ya ha llegado al Congreso de los Diputados. El diputado por Sevilla Pablo Cambronero ha anunciado que deja el grupo de la formación naranja para integrarse en el Grupo Mixto.

Su baja llega después del goteo incesante que se desató tras el terremoto político murciano con tres diputados tránsfugas que sabotearon la moción de censura a López Miras. Fuentes de Ciudadanos consultadas por laSexta han calificado de "horror" esta sangría y pronostican que les hará "mucho daño".

"Mi único objetivo es defender todo aquello que siempre he defendido en libertad, y es lo que voy a hacer el tiempo que me quede en política. Firmé un compromiso con un programa electoral y ese contrato no lo voy a incumplir", ha dicho en una carta Cambronero.

 

Un anuncio que llega un día después de que los diputados en la Asamblea de Madrid Sergio Brabezo y Marta Mambán hayan dejado el partido de Arrimadas. El primero lo hacía, además, asegurando que se les había presionado para firmar una moción de censura contra Ayuso que proponía a Ignacio Aguado como sustituto. Todo después de que la popular ya hubiera convocado las elecciones.

Brabezo aseguraba que se marchaba "por falta de confianza" con Ciudadanos, un partido que ya no reconoce después de 10 años militando: "Ha llegado el momento que nunca imaginé que llegaría".

"No me identifico con lo que está pasando dentro de Ciudadanos y lo que no se comprende no se defiende. Así que he llegado hasta aquí, ha sido maravilloso, pero no continuo", dijo la diputada Marbán.

El terremoto murciano también provocó la baja de Toni Cantó de la Ejecutiva del partido, que aseguró que dejaba la política para dedicarse a su profesión.