LA ÚLTIMA OCASIÓN EN LA QUE PASÓ ALGO ASÍ FUE EN 2015

LA ÚLTIMA OCASIÓN EN LA QUE PASÓ ALGO ASÍ FUE EN 2015

China ejecuta a diez acusados por narcotráfico tras ser juzgados en público y condenados a pena de muerte

Según ha informado la prensa china, de un total de 12 juzgados, diez fueron condenados e inmediatamente ejecutados, aunque se desconoce la forma en la que murieron. El país lleva a cabo este tipo de prácticas como demostración de la mano dura contra las drogas

Escena del juicio en público contra acusados de narcotráfico en China
Escena del juicio en público contra acusados de narcotráfico en China | theguardian.com

Diez personas fueron ejecutadas por las autoridades chinas en la provincia de Cantón, al sur del país, tras ser juzgados públicamente y sentenciados a muerte por narcotráfico, informó la prensa estatal.

Según señaló el diario oficial Global Times, un total de 12 acusados por venta de drogas, asesinato y robo fueron sometidos a un juicio público ante miles de personas en el estadio de Donghai, en la ciudad cantonesa de Lufeng.

Dos tribunales populares de Cantón, el de Lufeng y el de Shanwei, se encargaron del proceso y condenaron a muerte a diez de los 12 procesados que fueron ejecutados inmediatamente después de la sentencia.

El portal chino Beijing News publicó varios vídeos en su cuenta oficial de Weibo, una especie de Twitter chino, en los que se ve cómo los acusados entran en el estadio en un pequeño camión policial descubierto rodeados por varios agentes armados.

Se desconoce la forma en que se llevaron a cabo las ejecuciones aunque este diario afirmó que sucedieron de forma privada, al contrario de lo que era habitual en China en la década de los 90 - la de ejecutar en estadios de forma pública-, pero que en los últimos años parecía haberse abandonado.

Las autoridades locales defienden este tipo de práctica como una forma de demostrar a la ciudadanía la mano dura del Gobierno contra las drogas, según destacó en su día la agencia estatal Xinhua. En el año 2015 otras 13 personas fueron juzgadas públicamente y posteriormente ejecutadas en Lufeng por el mismo delito ante más de 10.000 personas y hace tan sólo seis meses otras ocho corrieron la misma suerte.

Esta ciudad del sur de China es uno de los principales focos de actuación del Gobierno en su campaña antidroga por ser una zona de tránsito habitual de alijos y tráfico de sustancias. En 2014 la Policía se incautó de tres toneladas de cristales de metadona (o metanfetaminas) y detuvo a alrededor de 200 personas.

El narcotráfico a gran escala es un delito que puede ser castigado con pena de muerte en China, y varios ciudadanos extranjeros han sido ejecutados por la Justicia de este país después de ser detenidos en posesión de estupefacientes.

EFE | Madrid | 18/12/2017

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.