Luis Planas, ministro de Agricultura en funciones, considera que la medida adoptada por Estados Unidos, respecto a los aranceles, "es inaceptable porque afecta a sectores del sector agroalimentario" que no están relacionados con la fabricación de aviones.

Si bien, el titular de Agricultura, Pesca y Alimentación, ha apuntado en una entrevista en Cadena Ser que esto todavía "no es definitivo" y que "hay margen para negociar". Para ello, ha dicho, "es importante que haya una coordinación con el resto de países que forman parte de Airbus".

"Es importante que haya coordinación con los socios comunitarios afectados y la Comisión Europea. Consigamos que haya una respuesta y un segundo pensamiento de Estados Unidos sobre estas medidas. Están en plena guerra comercial con China y parece que quiere otra guerra comercial con la UE", ha apuntado Luis Planas en la entrevista.

"No queremos entrar en la guerra de las sanciones, pero si nos obligan, nos defenderemos con todas nuestras armas"

Para solucionar este problema, el Ejecutivo está en contacto con el resto de la Unión Europea y la administración americana porque, según Planas, esto "implica un trabajo inmediato, no se puede perder el tiempo". En el marco de las medidas que tomarán se encuentran las reuniones con otros países, con las comunidades autónomas y con los sectores afectados.

Si, finalmente, las negociaciones no llegan a buen puerto y no se logra llegar a un acuerdo, el ministro de Agricultura ha advertido: "Siempre hemos sido partidarios de la negociación y no queremos entrar en la guerra de las sanciones, pero si nos obligan, nos defenderemos con todas nuestras armas".

España, uno de países los más afectados por los aranceles

Junto con Francia, Alemania y Reino Unido, España será uno de los países más afectados por los aranceles de Estados Unidos. Y es que, Trump podrá imponer aranceles a las importaciones europeas por valor de 7.500 millones de dólares, unos 6.853 millones de euros. De hecho, Washington tiene la intención de aplicar estos gravámenes a cientos de productos, unas sanciones que entrarán en vigor el próximo 18 de octubre.

La Oficina de Comercio Exterior estadounidense ha explicado que mientas que los aviones y helicópteros, así como sus componentes, fabricados en estos países tendrán gravámenes del 10%. Por su parte, los productos agrícolas, como los lácteos, el aceite, las naranjas o el vino, sufrirán aranceles del 25%.

En cuanto a los productos agrícolas, el vino será uno de los sectores más afectados porque las ventas a Estados Unidos ascendieron en 2018 a casi 300 millones de euros. En este sentido, España es el sexto proveedor del vino del país y los empresarios se muestran preocupados ante una bajada de las ventas. También se verá afectado el aceite, un sector que facturó 405 millones en el país americano.