La cantante y compositora Mon Laferte, ganadora de un Latin Grammy al mejor álbum, aprovechó su discurso en la pregala en Las Vegas para pedir justicia para Chile y reivindicar la lucha de los jóvenes en este país, que continúa viviendo multitudinarias protestas contra el modelo político y la desigualdad.

"Chile, me dueles tanto, me sangras por cada vena, me pesa cada cadena que te aprisiona hasta el centro. Chile afuera, Chile adentro. Chile al son de la injusticia, la bota de la milicia, la bala del que no escucha. No detendrán nuestra lucha, hasta que se haga justicia", señaló.

Además, Laferte posó en la alfombra roja con el torso al descubierto y un mensaje en el que se podía leer "en Chile torturan, violan y matan". La joven también llevaba anudado al cuello un pañuelo verde, que se ha convertido en el símbolo de la lucha por el aborto libre y gratuito en Chile.

Mon Laferte posa con el torso desnudo en la pregala de los Latin Grammy | EFE

Asimismo, su compatriota Cami interpretó su canción 'La despedida' durante la pregala y, antes de empezar a cantarla, recordó cómo se encuentra en estos momentos el país. "Creo mucho en mi generación, creo muchísimo en mi bandera, creo mucho en la gente y el pueblo chileno", apuntó al respecto en una entrevista con EFE.

"Cuando las raíces están tan podridas, siguen metiéndole tierra e intentando taparla y decorarlo bonito. Pero la raíz está podrida, huele mal: ya no tiene más de dónde alimentarse. Hay que sacarla y, cuando nos damos cuenta de lo putrefacto que estaba todo, es catastrófico. Crea un impacto social muy denso (...). A partir de lo que estamos viviendo va a salir una oportunidad gigante", aseguró.