"Si el campo no produce, la ciudad no come". Este es uno de los lemas que han gritado los agricultores en las protestas frente al Ministerio. Entre sus peticiones se encuentra que les paguen precios justos que les permitan vivir de su trabajo dignamente.

"Ahora mismo no me es rentable vivir de la aceituna, es imposible. Y los agricultores también tenemos derecho a tener un sueldo, a que nuestros hijos vayan a estudiar a las universidades... Ya no podemos más", ha explicado Félix Expósito Rojas, agricultor de Villarejo de Salvanés, Madrid.

Sus problemas no son nuevos, pero, tal y como ha señalado, se movilizan ahora porque "ya tienen el agua por encima de la nariz" y "no pueden respirar".

Una postura que ha compartido Mª Ángeles Rosado, de la comarca de Pastrana, en Guadalajara. Ella, como hija de agricultores, lleva, también, "toda la vida" en el campo.

"Creo que, igual que se fija un Salario Mínimo Interprofesional (SMI) para pagar un salario digno a los trabajadores por cuenta ajena, se debería fijar un precio mínimo para que los agricultores por cuenta propia, que somos autónomos, recibamos, al menos, lo que nos cuesta producir", ha destacado.

Pues, en casos como el de Armando Laguna, agricultor de Villaconejos, Madrid, su salario ronda los 1.000 euros cuando todo va bien. "Este año no he ingresado ni un céntimo a mi cuenta. Ha sido un año malo para la aceituna y para el cereal... y cero ingresos", ha apuntado.

"Mi padre dice que, cuando el tenía 20 años, la cebada valía lo mismo que ahora. Así no podemos ir bien", ha añadido.

Por su parte, Ivana Martínez, agricultora y secretaria general de COAG Madrid, ha destacado que, en la mayoría de los casos, "no se tiene directamente relación con superficies como Mercadona o Carrfour", porque el producto que tienen ellos "llega a las grandes centrales de distribución y estas son la que distribuye".

"Pero sí que es verdad que son las grandes cadenas alimentarias las que marcan no solo los precios sino las características del producto. Si quieren que un tomate sea de un calibre o color determinado y el producto no lo cumple, la producción se va a la basura", ha explicado. En este sentido, ha señalado, viven una cierta incertidumbre.

Su empresa es "más bien familiar", por lo que pueden "ir sufragando los costes". No obstante, en relación a la subida del SMI ha apuntado que, "como sector agropecuario, están de acuerdo con que todos los asalariados tengan un precio justo por sus trabajos".

"Pero, evidentemente, las ventas de los agricultores y los ganaderos también tienen que verse compensadas. Si los precios que percibimos por los productos son cada vez más bajos y el valor añadido se queda en las grandes distribuidoras, no podemos pagar ni lo nuestro ni lo de los trabajadores", ha señalado.

Como apunte final, Martínez ha instado al ministro a apostar por el sector agrario: "Si no hay una apuesta política por el sector, nos vemos abocados a la desaparición".

Otros momentos destacados

Además, El Gran Wyoming analiza en el VAR de El Intermedio el lamentable comportamiento de Santiago Abascal y sus acompañantes cuando Andrea Ropero intenta entrevistarle: "Es roja y expulsión, hay contacto, codo, hombro... de todo menos respeto".

"Estoy bastante más en forma que usted": así contesta Andrea Ropero a Santiago Abascal cuando éste se ríe del tenso momento que está sufriendo la periodista, quien intenta hablar con el líder de Vox entre empujones de su comitiva.