RTVE ha pedido disculpas por el tratamiento que se hizo en el programa de 'La Mañana', de 'La 1', sobre el caso de la cabeza de un hombre hallada en una caja en Castro Urdiales, Cantabria. En el programa, los tertulianos realizaron comentarios jocosos y en tono de "burla" cuando hablaban del crimen de Castro Urdiales.

La cabeza hallada dentro de una caja pertenecía a José María, un hombre que habría sido asesinado por su pareja, Mari Carmen, ahora detenida. La víctima llevaba desaparecida desde el pasado febrero.

Desde el organismo público, el director de 'La Mañana', Nacho García Mostazo, ha explicado que "procuran" tratar todos los temas "con seriedad y mucho respeto para las víctimas". Pero en ese momento no ocurrió y por ello piden disculpas.

García Mostazo ha reconocido que los comentarios de los tertulianos se realizaron de manera "frívola". Se comparó el caso con una película de Hollywood, una forense dijo que en ocasiones el trabajo les llegaba a estos profesionales "por fascículos" y se escucharon risas cuando se hizo referencia a la cabeza de la víctima como un "souvenir".

El defensor del telespectador que ha criticado el comportamiento de los tertulianos tacha la situación de "lamentable", "desagradable" y de "falta de escrúpulos". "No olvidemos que la persona asesinada tiene familia, amigos y personas cercanas que estarán sufriendo con lo acontecido", ha apuntado. En las redes sociales también se sucedieron las quejas.

 

 

García Mostazo justifica lo sucedido en que, en el momento en que el debate se tornó jocoso, los responsables del espacio televisivo no oyeron lo que se estaba diciendo. "Tendríamos que haberlo cortado y no ocurrió, asumimos esa queja", ha admitido el director de 'La Mañana', si bien ha insistido en que el espacio no es "responsable" de lo que digan los tertulianos.