Este viernes 9 de octubre el rey Felipe VI regresa a Barcelona casi un año después de su última visita. En aquella ocasión, el jefe de Estado acudió a la entrega de los premios Princesa de Girona, en un acto que estuvo marcado por las movilizaciones independentistas y la tensión contra el monarca.

De nuevo, y tras diversas semanas en las que la corona ha acaparado titulares de un lado a otro, el independentismo catalán se ha organizado para mostrar su disconformidad con Felipe VI. Dichas protestas tienen como principal organizador a los denominados Comités por la Defensa de la República (CDR). No obstante, como es habitual en las manifestaciones separatistas, estos grupos también han contado con la colaboración de sindicatos y partidos políticos. Los CDR han establecido como hora clave las 10:30 horas de este viernes —el rey estará presente en la Barcelona a las 10:00, concretamente en la Estación de Francia donde participará en la entrega de premios del Consorcio de la Zona Franca.

Entre los actos no solo habrá concentraciones en las afueras del recinto donde se organiza el evento (en este caso, la Estación de Francia), sino que además hay convocada una cadena humana y una reunión para la quema de fotos del rey. En esta línea, el independentismo ha apostado por un mensaje escueto, pero claro: "Catalunya no tiene rey".

Las cinco protestas contra Felipe VI

Las protestas contra el Rey se situarán en torno a cuatro ubicaciones cercanas: la Estación de Francia, el Monumento a Colón, el World Trade Center y el Parc de la Ciutadella. En el caso de los CDR, emplearán también el barrio del Borns para reunir a todos los participantes. De ahí, se dirigirán al Parc de la Ciutadella para la quema de fotos del rey.

Junto a ellos, se encontrarán los miembros de la Asamblea Nacional Catalana, quienes se desplegarán en forma de cadena humana entre la Estación de Francia y el Monumento a Colón. La ANC compartirá ubicación con la sociedad cultural OMNIUM, que preside el líder independentista Jordi Cuixart desde la prisión de Lledoners. La entidad independentista también se organizará en forma de cadena humana "para dejar claro a Felipe VI que no es bienvenido y que Cataluña no tiene rey", según ha expresado ella misma en su cuenta de Instagram.

Tanto la ANC como OMNIUM dedicarán la jornada a "denunciar la impunidad de los Borbones y la complicidad y connivencia del gobierno español" tras la inhabilitación del presidente Quim Torra. En el mapa inferior, los puntos en los que se darán las protestas: