El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha asegurado que existe "preocupación profunda" ante los rebrotes de coronavirus aparecidos por toda la geografía española aunque ha puntualizado que "siempre" han estado preocupados.

En declaraciones a Ondacero ha señalado que en el escenario actual es competencia de las comunidades autónomas el control de los brotes, aunque ha señalado que si se produce "transmisión que afecte a varias comunidades limítrofes" o "escapa del control", el Gobierno central actuará: "Si se requiere una actuación más contundente y una limitación de algún derecho fundamental de forma más generalizada, actuaríamos".

A pesar de ello, ha apuntado que "no estamos en ese escenario de momento" porque "todos los brotes, los 158 activos, han sido controlados con las medidas de las comunidades autónomas": "Pero no descartamos nada, en estos momentos no visualizo esta situación".

"Ayer aprobamos el plan de respuesta temprana y contempla un escenario intermedio. Actuaciones coordinadas de salud pública que afectarían a varias comunidades si se diese el caso. Sería un escenario intermedio antes de llegar a medidas más contundentes", ha señalado.

En esta línea, el ministro ha admitido que el Gobierno tiene un grado de preocupación "un poco superior" desde que se alcanzó la 'nueva normalidad'. "Nunca hemos dejado de estar preocupados. Hay que evitar la conclusión que algunos ciudadanos han tenido: el fin del estado de alarma no significa que se haya acabado el virus", ha apuntado.

Por último, Illa ha apelado a la "responsabilidad de la ciudadanía" y ha puesto de ejemplo a los aficionados del Real Madrid como ejemplo de comportamiento "exquisito" para evitar la aparición de nuevos casos. En concreto, se ha referido a la ausencia de seguidores merengues en las inmediaciones de Cibeles después de que los blancos se alzasen con la Liga.

"Un titulo de liga es un acontecimiento que hay que expresar con alegría. Es compatible celebrar y tener conciencia de que hay un virus", ha señalado, para después advertir sobre el peligro de las concentraciones masivas. "Si vamos por este camino, y la gente es consciente de que tiene que ir con cuidado... no hará falta que se tomen medidas más drásticas", ha zanjado.

El Govern anunciará "más medidas" para contener los brotes de Lleida y Barcelona

El ministro también ha revelado que la Consellería de Salud catalana anunciará este mismo viernes "más medidas" para contener los brotes en la comarca del Segrià (Lleida) y en L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona).

El titular de Sanidad ha recordado que en sendos territorios existe una "transmisión comunitaria que hay que poner bajo control". En esa línea, la consellera de Salud del Govern, Alba Vergés, estuvo reunida con su equipo "hasta ultimísima hora para perfilar las medidas".

Illa, que ha descartado adelantar el anuncio de la propa Vergés, ha señalado que no le consta que en ese encuentro se estuviera "pensando en un escenario de confinamiento domiciliario" para tratar de para la expansión del virus después de que Cataluña sumase este jueves 1.293 nuevos casos.

Respecto a la situación de Zaragoza, que se encuentra en Fase 2 flexibilizada ante el aumento de casos, Illa ha señalado que las medidas que se tomaron este jueves "son las adecuadas" a juicio de los técnicos del Ministerio.

"Creo que son las adecuadas para ponerlo bajo control. Habrá que esperar unos días y, si son insuficientes, habrá que corregirlas bajo la dirección que convenga", ha señalado, después de que el Gobierno aragonés anunciase "refuerzos" en las entradas y salidas de la capital y pidiese limitar los movimientos a los ciudadanos.