Esperanza Aguirre lo tiene claro: Pablo Casado es el culpable de que el Partido Popular no lograra arañar ningún escaño de los que perdió Ciudadanos en Cataluña e, incluso, perdiera un asiento en el Parlament.

La expresidenta madrileña considera que "fue un error" la entrevista que el actual presidente del PP dio en 'RAC1'. En dicha intervención en la emisora catalana Casado aseguró que decidió personalmente no comparecer ante los medios el 1 de octubre de 2017 como portavoz del partido por estar en desacuerdo con el método usado por el Gobierno, entonces a cargo de Mariano Rajoy, para hacer frente a la consulta ilegal.

Además de esta entrevista, Aguirre considera que la actitud de Casado cuando Santiago Abascal presentó la moción de censura contra Pedro Sánchez fue incorrecta. "Los ataques personales son un error. Una cosa es decir 'no' a la moción de censura y otra hacer presidente a Abascal, pero los ataques personales son inaceptables", ha manifestado en una entrevista en 'Onda Cero'.

Cabe recordar que en este debate en el Congreso el PP rompió con la extrema derecha con un discurso muy duro de Casado frente a Abascal. "No es que no seamos valientes, que no nos atrevamos, es que no queremos ser como ustedes", fueron algunas declaraciones del líder de los 'populares'. Precisamente, Vox ha entrado por primera vez en el Parlament con 11 escaños.

Para la expresidenta madrileña, esto fueron "ataques personales" que no han beneficiado al partido en las elecciones de Cataluña, donde solo ha logrado tres escaños. "Muchos amigos míos catalanes que siempre han votado a Ciudadanos o PP esta vez han votado a Illa pensando en el voto útil", ha señalado al respecto.

Preguntada por la mudanza del PP de Génova, que se ha impulsado tras las investigaciones judiciales, Aguirre ha manifestado que "esta no puede ser la única reflexión que se haga". Ella considera que, tras los comicios catalanes, la formación 'popular' debería hacer "más reflexiones".