Cada vez las tecnologías permiten más posibilidades a las marcas para mostrar sus novedades al público. En esta ocasión, Seat ha utilizado el vídeo 360 para introducirnos en el interior de su nuevo León. En el mismo posible recorrer libremente la parte delantera del habitáculo mientas este circula por las calles de Barcelona.

 

En el interior del León vemos superficies suaves y una gran área de contacto con el ocupante. En los asientos traseros también se ha incrementado la habitabilidad gracias al aumento de 50 milímetros de batalla del nuevo León, que han repercutido directamente en el aumento de este espacio.

Otro punto clave de este vehículo está en su iluminación. La luz del habitáculo envuelve todo el salpicadero y continúa por las puertas, aumentando así el efecto envolvente. Esta luz no tiene un fin únicamente decorativo, sino que también sirve, por ejemplo, para indicar la presencia de motocicletas que llegan desde la parte posterior.

También destaca la pantalla central de info-entretenimiento. 10” con sistema de Control Gestual que facilita la interacción del usuario. Esta pantalla se sitúa en una posición elevada, lo que favorece su control. Por otro lado, se ha bajado el tablero, por lo que se incrementa la visibilidad. Por primera vez, la interfaz es resultado total del laboratorio digital de Seat.

Por último, destaca el ecosistema 360º. Según afirma Jaume Sala, jefe de Diseño Interior de Seat, “todas las zonas de la consola son fácilmente accesibles y visibles con el objeto de ofrecer la máxima funcionalidad. Se han maximizado los espacios dedicados para diferentes tipos de objetos cuotidianos, sin perder la esencia del diseño limpio del entorno”. Según la compañía, es un interior diseñado "para mejorar la experiencia que va más allá de la conducción del vehículo".