Repostar nuestro vehículo es una acción cotidiana que, no por conocida, deja de ser "pesada": tenemos que gastar más o menos dinero en llenar de carburante el depósito de nuestro vehículo para poder continuar así con nuestro día a día, con nuestra actividad, bien sea circular en terreno urbano como hacer largos viajes por carretera.

Sin embargo, en ocasiones tendemos a "evitar" ese momento lo máximo posible, apurando el depósito de nuestro coche hasta límites insospechados, haciendo que éste quede totalmente vacío. Esta acción, de la que ya hemos hablado en alguna ocasión, tiene consecuencias que pueden ser extremadamente graves si nos habituamos a circular con el depósito al mínimo. VER VÍDEO DE ARRIBA.

Te puede interesar: El motivo por el que el depósito está a un lado del coche... y a la derecha o izquierda

La acción de repostar nuestro coche ya la tenemos más que interiorizada. Bajarse del coche, avanzar hasta uno de los laterales, abrir la tapa del depósito y...a "dar de comer" a nuestro querido vehículo. Es precisamente la acción de colocarnos en uno de los laterales del coche la que ocupa nuestro artículo, y es que... ¿por qué algunos coches tienen el depósito en un lado, y otros apuestan por el lado opuesto?

Los fabricantes no son tontos y, cuando desarrollan un nuevo vehículo, intentan colocar todo el peso que les sea posible entre ambos ejes, mejorando así la distribución de masa y, por tanto, la dinámica de conducción. El depósito de combustible es un elemento relativamente pesado, ya que cuando está lleno puede sumar unas buenas decenas de kilos al total del coche.

En este vídeo descubrimos por qué los coches tienen el depósito en la derecha o en la izquierda y, si tienes más dudas relacionadas con este asunto, en ¿Cómo saber a qué lado está la tapa del depósito sin bajarte del coche?, te las resolvemos.