España

España

La Ruta de la Floración en Cieza

Una escapada muy primaveral al interior de la Región de Murcia

El interior de la Región de Murcia nos invita a vivir la primavera, a disfrutar de la naturaleza, del deporte y de la buena gastronomía. El benigno clima hace posible la práctica de actividades al aire libre en cualquier época del año. Hoy en Viajestic os proponemos una escapada entre flores y vestigios arqueológicos en una de las zonas más bonitas de nuestra geografía. Capital de la comarca de la Vega Alta del Segura, en el norte de la Región de Murcia, Cieza se extiende en el fondo de un valle abrazado por el río Segura, dominando las huertas que la rodean y cobijada entre la sierra de Ascoy y las sierras del Almorchón y del Oro. La belleza de su paisaje le ha valido a esta localidad murciana el apodo de "Perla del Segura". Cieza es, sin duda, una de las ciudades más bonitas de la provincia. Cieza cuenta con numerosos e interesantes yacimientos de arte rupestre, declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Si te gusta la historia y la arqueología, o simplemente eres un amante de estos yacimientos, no debes dejar de acercarte.  Aquí se encuentran los únicos ejemplos de Arte Paleolítico de la Región. De la época Neolítica destacan la Cueva de la Serreta y el conjunto de abrigos del Barranco de los Grajos. Los íberos y los musulmanes también dejaron su legado es esta zona. De la época islámica el yacimiento de Medina Siyâsa, que es uno de los más importantes del Islam Occidental. Ubicado en la montaña de la Atalaya junto con el castillo que defendía el enclave en el siglo XI, el entorno natural es una de sus señas de identidad. Un espacio interesante para los amantes del senderismo y de las actividades al aire libre. Aquí encontramos también la Ermita de la Virgen del Buen Suceso, patrona de Cieza, desde donde están la mejores vistas de todo el valle. Estos restos hallados, junto a la réplica de dos casas a tamaño real, se pueden visitar en el Museo de Medina Siyâsa. Una visita muy interesante. Ahora en primavera, también puedes disfrutar de las Rutas de la floración que te permitirán contemplar paisajes de gran belleza. Ésta es una de las rutas que estés donde estés, no te puedes perder. Entre febrero y abril, Cieza acoge uno de de los mayores espectáculos de la naturaleza, la floración. Frutales como ciruelos, melocotoneros y nectarinas llenan de color y de aromas los valles y los paisajes huertanos. Una maravilla de la naturaleza fiel a su cita año tras año. Durante este breve período de espectaculares paisajes, que decoran las huertas de alfombras rosas y los árboles de mantos blancos en flor, y bajo el lema “Estallido de color”, se celebran numerosas actividades que tienen como protagonismo la floración. Senderismo por los paisajes en flor, descensos náuticos por el río Segura, recitales de poesía, conciertos de música clásica, certámenes de fotografía, conferencias y exposiciones. Una programación  abierta a todos. Tres recorridos para hacer a tu aire disfrutando del paisaje. Ruta 1: La Isla-La Parra. Recorrido ideal para conocer la idiosincrasia de la huerta ciezana, consiste en un paseo junto al río Segura, la huerta tradicional y la belleza de los árboles frutales en todo su esplendor. Ruta 2: La Brujilla. Recorrido entre extensas explotaciones de melocotoneros, que contrastan con los huertos, y que nos ofrece espectaculares imágenes de los frutales en flor. Una amplia gama cromática desde el blanco de los ciruelos al fucsia de los melocotoneros. Ruta 3: La Parra-El Horno. Ruta por carretera asfaltada para contemplar la plenitud de la floración entre alguno de los parajes más emblemáticos del municipio. Esta ruta dado su trazado se recomienda que se haga en coche, aunque ltambién se puede hacer en bicicleta. Junto a este municipio, se halla uno de los parajes naturales más bellos formados por el río Segura, el Cañón de los Almadenes, donde el río se estrecha, formando paredes de cientos de metros, ideal para practicar deportes de aventura. Cieza ofrece la posibilidad no sólo de disfrutar de la cultura sino también de saborear los riesgos de la naturaleza. Un destino mágico, no olvides tu cámara de fotos y prepárate para disfrutar con los cinco sentidos. Aprovecha un fin de semana o unas cortas vacaciones para viajar a este rincón de nuestra geografía. Una escapada cultural en la que además vas a poder vivir en plena naturaleza, la belleza de las flores y sus maravillosos olores.

Viajestic | Viajestic
| 02/03/2015

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.