Europa

Europa

El hotel de U2 en Dublín

The Clarence Hotel, el hotel de U2, ocupa un edificio histórico de la capital irlandesa.

En 1852 abrió sus puertas The Clarence Hotel, con 70 habitaciones y situado en una de las zonas más céntricas de Dublín. La capital irlandesa es tan acogedora y típica como a simple vista puede parecer, ya que en ella las primeras impresiones no engañan a ningún viajero. Y The Clarence Hotel ha estado en ella durante décadas, tras las que se ha convertido en un edificio histórico y en una parada casi obligatoria aunque sea solo para admirar su fachada. Desde el año 1992 es un hotel con espíritu rockero. Y, ¿por qué motivo? Porque en ese mismo año el grupo U2, es decir, Bono and The Edge, adquirieron el hotel y años más tarde, en 1996, lo reformaron y reinauguraron. El resultado fue muy especial: 50 habitaciones repartidas en las seis plantas de este alojamiento boutique de cuatro estrellas decorado de manera tradicional. El edificio tiene un característico estilo georgiano que se adapta al aire clásico que mantienen los de esta zona de la ciudad. Se encuentra situado en los números 6-8 de Wellington Quay, entre las calles Parliament Street y East Essex Street. Una ubicación muy cómoda para recorrer los restaurantes de alrededor, las pequeñas tiendas de diseño, los mercados de fin de semana o las cafeterías pequeñas y acogedoras. En su planta baja está el bar Octagon, un lugar en el que escuchar buena música y disfrutar de una copa entre amigos. De hecho, son muchos los viajeros que acuden a este bar para disfrutar de la mejor música de su grupo preferido: U2.  También en este nivel se encuentra el restaurante Cleaver East, donde en su carta se pueden encontrar propuestas de prácticamente todos los rincones del mundo. Una sugerencia para cada comida o cena que se realice en el local, todas ellas con el saber hacer y la innovación que caracterizan al prestigioso chef al cargo de la cocina del restaurante. Como curiosidad, el grupo ha utilizado el hotel en algunas de sus grabaciones. Por ejemplo, en el año 2000 grabó en la azotea del hotel la canción Beautiful Day para el programa televisivo BBC Top of the Pops. Sus habitaciones son contemporáneas, de líneas sencillas, sin ningún tipo de artificio ni diseño excéntrico, pero sí con un nexo común: la naturalidad. Además, cuenta con algunas suites que son increíbles, como la Penthouse, en la que se aloja el líder de la banda U2 cuando está en Dublín. The Clarence Hotel es perfecto para descubrir la vibrante ciudad de Dublín, con una gran variedad de estancias de diferentes precios y comodidades, por lo que se adecúa a familias, parejas y grupos de amigos –que cuentan con un gran aliciente si son fans de la banda música irlandesa-. Desde las terrazas de algunas de sus suites se admira toda la capital y también tiene espacios comunes en los que se pueden organizar todo tipo de reuniones de empresas, celebraciones e incluso bodas.

Viajestic | Viajestic
| 02/03/2015

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.