TecnoXplora » Móviles

Móviles

Ahora será más difícil que Apple reemplace tu iPhone por otro nuevo en caso de avería

Apple mejora sus procesos de reparación para reducir el número de reemplazos

iPhone 12

Photo by David Švihovec on Unsplash iPhone 12

Publicidad

Si hay algo de lo que han presumido los usuarios de Apple durante estos años ha sido del excelente soporte que ofrece la empresa a sus cuando hay problemas con sus dispositivos. Lo normal es que si no hay una manera rápida o asumible por la compañía para reparar el dispositivo se opte por reemplazarlo por uno completamente nuevo. Pero esto ha comenzado a cambiar, más que nada desde que Apple ha encontrado la manera de poder reparar el iPhone 12 incluso en casos en los que antes hubiera sido necesario el reemplazo. Así que parece que de ahora en adelante ya no será tan sencillo obtener un iPhone de reemplazo como lo era hasta ahora.

Más facilidad para reparar los iPhone

Estas informaciones han salido a la luz gracias MacRumors, que ha tenido acceso a una nota interna de la firma para sus empleados en las tiendas Apple Store y distribuidores autorizados, para que tengan conocimiento de la nueva política de la empresa respecto de las reparaciones. Y no se trata de reducir la cobertura de los clientes, sino todo lo contrario, de garantizar que sus dispositivos seguirán funcionando correctamente tras repararlos de una forma que no era posible hasta ahora. De momento estos cambios en los procesos de reparación afectarán directamente tanto a los iPhone 12 mini como iPhone 12.

Reparación oficial de un iPhone. | Apple

Muchos de los componentes de estos teléfonos ahora podrán repararse de una manera más sencilla, evitando así tener que reemplazar el teléfono ante la imposibilidad de realizar la reparación. Sensores como el Face ID o los cristales de la cámara de fotos trasera ahora se podrán reparar fácilmente, y por tanto no requerirán del reemplazo del teléfono. Con el nuevo método de reparación que estrenará Apple será posible reemplazar la placa base del teléfono por una nueva, así como los sensores del Face ID o los cristales de la cámara. Cualquier avería de este tipo hasta ahora demandaba el cambio del terminal por uno nuevo.

Así que no estamos ante malas noticias para los usuarios, ni mucho menos, ya que seguirán recibiendo soporte por parte de Apple, aunque en esta ocasión sin necesidad de estrenar un nuevo iPhone. Lógicamente con este cambio Apple mejorará sus márgenes, al no tener que seguir entregando unidades nuevas de sus iPhone por averías imposibles de solventar. No obstante seguirán existiendo averías en las que será necesario aún el reemplazo del iPhone, como por ejemplo las relacionadas con la cámara de fotos, de sus componentes internos, que no es el caso de los cristales de las lentes a los que nos referíamos antes.

Veremos si Apple es capaz de idear también un método de reparación rápido de sus cámaras de fotos. Sea como fuere es una noticia que no altera el objetivo final del servicio de reparaciones, el que contemos con un iPhone al día y en perfecto estado de funcionamiento durante su periodo de garantía, tras el cual lógicamente salvo defectos importantes de fábrica no será reemplazado o reparado gratuitamente.

Publicidad