Casi un mes después de que comenzara la erupción del volcán de Cumbre Vieja, la devastación continúa extendiéndose por la isla de La Palma. La lava ha arrasado ya más de 811 hectáreas y 7.000 personas han tenido que abandonar sus casas. El volcán mantiene un "enorme aporte de energía", según el director técnico del Pevolca, Miguel Angel Morcuende. Algo que indica que el fin no está cerca.

La colada primigenia sigue estando alimentada de manera "muy débil"; sin embargo, la colada que se encuentra más próxima a la montaña de La Laguna tiene un "enorme aporte de energía", al igual que la colada situada más al norte y de la que surgió un apéndice "muy delgado", de apenas cinco metros de ancho. Esta colada, según explica Morcuende, está avanzando hacia el sur y la previsión es que vuelva a unirse a la que está más próxima a la montaña de La Laguna, que ha continuado evolucionando en dirección al oeste y en estos momentos se sitúa ya a unos 160 metros del mar, según los últimos datos de Pevolca.

Los expertos pronostican que llegará al mar "en las próximas horas", aunque se muestran cautos, ya que su avance está unido a la cantidad de aporte magmático que siga recibiendo y de los obstáculos con los que se encuentre en los últimos metros. Según los últimos datos, avanza a dos metros por hora.

Al igual que ocurrió con la colada primigenia, cuando la lava entre en contacto con el agua del mar se producirán pequeñas explosiones y desprendimientos de ácido clorhídrico, por lo que Morcuende ha avisado de que antes de que esto ocurra se aplicarán medidas de protección civil, como puede ser el confinamiento de los vecinos de la zona. Concretamente, según el Cabildo de La Palma, se verían afectados los barrios de San Borondón, Marina Alta, Marina Baja y La Condesa.

Ante la amenaza de la creación de una nueva fajana que amplíe la nube tóxica, en Al Rojo Vivo el experto Pedro Castiñeiras, ha explicado que hay algo positivo en que esta colada alcance el mar, y es que se canaliza la lava y disminuyen las posibilidades de que "destroce más terreno en la tierra".

La superficie afectada alcanza exactamente las 811,8 hectáreas y la anchura máxima de las coladas es de 2.900 metros, aproximadamente, mientras que las edificaciones afectadas ascienden a 1.058, 854 de ellas son residencias El director técnico del Pevolca ha señalado, además, que la sismicidad se sigue manteniendo en la misma zona que en los días anteriores y a profundidades intermedias y profundas, por lo que "no hay excesiva preocupación" en este sentido. Algo similar ocurre con la deformación, que se ha mantenido estable e incluso ha bajado respecto a días anteriores.

Desde la noche del domingo se han registrado más de medio centenar de seísmos, el mayor de magnitud 4,6 en Villa de Mazo, según el Instituto Geográfico Nacional (IGN). Este seísmo de Mazo, que ha repetido en intensidad a otro registrado en la misma localidad el sábado, ha podido ser sentido por la población y ha tenido lugar a 36 kilómetros de profundidad. El resto de los seísmos registrados esta madrugada en La Palma han oscilado entre una magnitud de 4,1 y 2,3.

Asimismo, del informe del Comité Científico del Pevolca se desprende que la erupción fisural continúa mostrando mecanismo estromboliano y el Indice de Explosividad Volcánica, en el caso de esta erupción sigue hasta ahora en 2. En el vídeo bajo estas líneas se puede ver el avance de las coladas desde el aire. Son unas imágenes grabadas por los drones del IGME y el CSIC.

Muy atentos a la calidad del aire

La altura de la columna de cenizas y gases alcanzó según los últimos datos de este lunes los 4.200 metros y hoy continúa la emisión. Sin embargo, los valores de dióxido de azufre en el aire se mantienen alejados de las cifras que son perjudiciales para la salud, según el Cabildo de La Palma.

En cuanto a las condiciones meteorológicas, se mantiene una acusada inversión térmica con una base muy baja, a unos 300 metros, y con vientos débiles con predominio del régimen de brisas. Además, la entrada de polvo sahariano está provocando un incremento de partículas PM10. Este martes se espera que remita la calima, aunque la inversión térmica se mantendrá hasta el día 22, lo que perjudicará a la calidad del aire.

Durante la mañana de este lunes el Pevolca ha recomendado a la población de algunos barrios de El Paso que permanezca en interiores, siempre que sea posible, hoy y mañana, entre las 14:00 y las 21:00 ante las condiciones meteorológicas desfavorables para la calidad del aire por la intrusión de calima.

 

En la jornada del domingo, debido a la nube de ceniza, las compañías aéreas cancelaron sus operaciones en el aeropuerto de La Palma y aunque este lunes Aena anunciaba que todos los aeropuertos de Canarias está operativos, es recomendable consultar con la propia compañía el estado de los vuelos.

Regreso a las aulas

Unos 4.600 niños del Valle de Aridane, de los municipios de El Paso, Tazacorte y Los Llanos de Aridane, han vuelto este lunes a las aulas después de casi un mes. Un regreso muy esperado que se produce con retraso, ya que iban a hacerlo en un principio el pasado 13 de octubre, pero ese día la evolución de la actividad eruptiva, con la creación de nuevas coladas y desbordamientos no lo permitió.

Entre esos miles de alumnos se encuentran también varias decenas de niños que lo han perdido todo. Se trata de unos 60 pequeños que han visto cómo sus colegios (Los Campitos y Todoque) han desaparecido bajo la lava. Muchos han perdido también sus hogares, por lo que estos primeros días se intentará recuperar la rutina, reencontrarse con los amigos y centrarse en la parte emocional de esta tragedia.

Este martes, en previsión de que la colada que bordea la Montaña de La Laguna pudiera llegar al mar, la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias ha decidido impartir de manera online la actividad lectiva del CEO Juan XXIII y del CEIP del Puerto de Tazacorte.