Pedro Sánchez ha llevado a cabo a lo largo de este mismo sábado la remodelación del Gobierno de coalición de PSOE y Unidas Podemos. Dicha reestructuración ha contemplado la salida del Ejecutivo de múltiples ministros que han sido reemplazados por nuevos rostros. Una operación que tiene por objetivo rejuvenecer el Gobierno y aumentar la presencia de las mujeres en los órganos de control con un fuerte carácter municipalista.

Todo para consolidar la recuperación económica y la creación de empleo" llevando a cabo políticas "más ecológicas y más feministas", según ha expresado Pedro Sánchez en una rueda de prensa posterior a su encuentro con Felipe VI, a quien ha comunicado, tal y como dicta la ley, los nuevos cambios en el organigrama del Gobierno. Precisamente, entre los nuevos fichajes cabe destacar el importante número de mujeres que desde este próximo lunes formarán parte del Gobierno de Sánchez.

De hecho, con un 63% de presencia femenina, el nuevo Ejecutivo de Sánchez se convierte en el primero en la historia de nuestra democracia con más mujeres que hombres, y también de Europa; un "referente en igualdad", según apuntilló Sánchez en su comparecencia. Así, en la próxima foto de la escalinata habrá 14 ministras frente a siete ministros y un presidente. En las tres vicepresidencias siguen mujeres: la primera, Nadia Calviño, que además de vicepresidencia primera será la encargada de gestionar los miles de millones de fondos europeos.

A su lado estarán Yolanda Díaz, que al Ministerio de Trabajo y al liderazgo del ala morada del Gobierno suma ahora la Vicepresidencia segunda, y Teresa Ribera, que ocupa la tercera Vicepresidencia con el reto medioambiental. Así, del Gobierno han salido tres mujeres (Calvo, Celaá y Gozález Laya), pero se incorporan cinco. Entre ellas, la mayor visibilidad será para Isabel Rodríguez.

La que hasta ahora era alcaldesa de Puertollano sustituye a Miquel Iceta como nueva ministra de Política Territorial, y al mismo tiempo sustituye a María Jesús Montero como ministra portavoz. Por su parte, Iceta ocupará la cartera de Cultura y Deporte -lo que supone la marcha del Gobierno de José Manuel Uribes- y Montero continuará al frente de Hacienda, incluyendo entre sus competencias Función Pública.

Al nombre de Rodríguez se suma el de Raquel Sánchez, la alcaldesa de Gavà (Barcelona) que cogerá el relevo de José Luis Ábalos al frente del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana. Sánchez mantiene un perfil medioambiental acorde a las intenciones del Gobierno, que entre sus prioridades destaca su agenda ecológica de cara a los próximos años. No son las únicas.

Entre los nuevos nombramientos también sobresale Pilar Llop, hasta ahora presidenta del Senado y jueza especializada en el ámbito de la violencia sobre la mujer, exletrada del Gabinete Técnico del CGPJ y exsecretaria de la Comisión Igualdad, entre otras funciones. Llop sustituirá en sus funciones al que antes del anuncio de Sánchez era ministro de Justicia, Juan Carlos Campo.

En esta línea, también Isabel Celaá abandona su puesto como titular de la cartera de Educación en el Gobierno, departamento que dirigirá a partir de este lunes Pilar Alegría, actual delegada del Gobierno en Aragón. Alegría tiene una diplomatura en Magisterio y ha ocupado, entre otros cargos, la coordinadora de la Secretaría Federal de Educación y Ciencia. Asimismo, ha sido jefa de Gabinete del Departamento de Educación, Cultura y Deportes del Gobierno de Aragón.

Y de Alegría a Diana Morant, actualmente alcaldesa de Gandía y que a partir del lunes tomará el relevo a Pedro Duque como nueva ministra de Ciencia. Nacida en 1980, Morant está tilada en Ingeniería de Telecomunicación con Certificado de Aptitud Pedagógica. En el terreno político, ha sido concejala del PSOE en el Ayuntamiento de Gandía, y se acabó convirtiendo en secretaria general del PSPV en Gandía en 2014.

Por su parte, María Jesús Montero continúa liderando la cartera de Hacienda, Carolina Darias la de Sanidad y Margarita Robles la de Defensa. Los derechos sociales seguirán a cargo de Ione Belarra, e Irene Montero se mantiene como encargada de poner el sello feminista en nuestra legislación con el Ministerio de Igualdad. Todas ellas manejarán presupuestos por valor de 94.000 millones de euros.