El cofundador de Podemos y exnúmero dos de la formación, Íñigo Errejón ha realizado un contundente análisis del batacazo electoral de su antiguo partido en las elecciones autonómicas en Galicia y País Vasco que ha compartido con sus seguidores en redes sociales.

El líder de Más País ha asegurado que estos resultados, en clave nacional, son unos resultados pre 15M, "que indican un cierre de ciclo" y ha señalado un posible error de estos resultados al afirmar que el objetivo no era "unir a la izquierda", sino que era "más ambicioso: construir pueblo".

En su mensaje, Errejón ha invitado a pensar hacia delante sin nostalgia y ha aprovechado para defender que "la alternativa popular será confederal y plurinacional o no será".

Una publicación que motivó a un seguidor a pedirle que volviera a Podemos porque le necesitaban, sin embargo, la respuesta de Errejón no da lugar a equívocos: "Eso -refiriéndose a Podemos- ya no existe. Existe una cosa que se llama UP y que tiene los resultados de siempre de IU".

 

La formación morada ha perdido buena parte de su representación en el Parlamento Vasco, donde ha pasado de tener 11 escaños a 6, y se ha quedado fuera del Parlamento de Galicia al no obtener ningún escaño.

El propio Pablo Iglesias ha calificado los resultados de "derrota sin paliativos" y ha llamado a "hacer autocrítica y aprender de los errores que sin duda hemos cometido", aunque también ha tenido buenas palabras para los candidatos de su formación, de los que ha dicho que "se han dejado la piel en unas campañas muy difíciles en las que los resultados, evidentemente, no han sido los deseados".

Por su parte, el cabeza de lista en Galicia, Antón Gomez Reino, ha asumido "en primera persona" unos resultados "malos" e "inesperados". "