Carles Puigdemont ha comparecido por videoconferencia ante la comisión del Parlament que investiga la aplicación del 155 de la Constitución. Durante su declaración, el expresident de la Generalitat ha advertido que no se podrá "pasar página" en Cataluña hasta que el Estado "pida perdón" por la "represión" que conllevó la aplicación de este artículo.

"Los poderes españoles dieron un golpe de Estado para evitar que los catalanes decidieran su futuro de manera democrática. El 155 fue una una venganza del Estado contra todo el pueblo de Cataluña, no solo contra independentistas", ha destacado durante su intervención.

"Los poderes españoles dieron un golpe de Estado"

En este sentido, también ha acusado al Estado de "forzar la Constitución y hacer una aplicación anticonstitucional del 155" y ha asegurado que "no hay ningún otro país que tenga una norma como esta", sino que todos "disponen una una relación de las medidas extraordinarias".

El que fuera president de la Generalitat durante el referéndum ilegal del 1-O también ha advertido también que "no se puede pasar página inocentemente sin asumir responsabilidades". "Ya se hizo con error con el régimen del 78. Se pidió lo mismo: pasemos página, no hace falta que investiguemos los crímenes del franquismo, no hace falta que restituyamos los derechos que se pisaron de tantas familias", ha dicho.

Así mismo, Puigdemont ha defendido que, tras el 1-O, buscó abrir una vía de diálogo con el Estado para evitar la intervención de la autonomía catalana, pero finalmente optó por la declaración unilateral de independencia (DUI) como "única opción digna y democrática" frente a la actitud del Gobierno.

Junqueras apeló al diálogo e insistió en la independencia

Oriol Junqueras fue el primero en comparecer en la Comisión de Investigación de la aplicación del artículo 155 en el Parlament. El exvicepresident de la Generalitat incidió, durante su declaración, en la voluntad de diálogo por parte de los independentistas.

"Una de las cosas de las que me siento más orgulloso es que no hemos renunciado nunca a la voluntad de diálogo. Lo hemos intentado con todo tipo de propuestas", destacó antes de asegurar que ofrecen "mesas de negociación con todos los que quieran hablar" porque, dice, "negociar es bueno".

"El referéndum no es un delito. No está recogido en el Código Penal"

Así mismo, ha advirtió que "ejercer el derecho de autodeterminación es una cosa normal" y volverán a hacerlo, aunque considera que necesitan "ser más". "Nada de lo que hicimos es delito, el referéndum no es un delito, no está en el Código Penal", ha señalado. En este sentido, también ha apuntado que "defender la independencia y la república no es delito", por lo que su "prisión es injusta".