Si una palabra predomina en las opiniones de Fernando Alonso y Carlos Sainz cuando se les pregunta por el accidente entre Lewis Hamilton y Max Verstappen en el GP de Italia es "normal".

Para el de Ferrari es lógico que haya más choques entre pilotos que se juegan algo, como ha sido históricamente, y para el asturiano el accidente es uno más, como otro cualquiera.

"Siempre van al límite a por el Mundial y en esas situaciones estás más expuesto. Es algo natural en Fórmula 1 que dos que luchen en el Mundial se choquen más de seguido", comenta Sainz.

Sin embargo, la batalla por ganar cada pequeño duelo hizo que ninguno de los dos protagonistas quisiera ceder y provocara el accidente, el cual podría no haber sucedido, según el piloto madrileño: "Creo que es un accidente que siempre se puede evitar. Si uno no quiere chocar, no hay accidente".

 

Por otra parte, Alonso cree que fue desafortunada la forma en que sucedió. "Parece una posición desafortunada y la curva y el bordillo; el coche salta un poco, y luego se tocan neumático con neumático, y la goma hace volar un coche", afirma.

"No creo que hoy haya sido algo importante. En Silverstone probablemente sí, pero hoy solo ha sido un incidente de carrera. Ambos hicieron lo que debían hacer... Vi la repetición de la salida también, y Giovinazzi y Leclerc se tocaron, de la misma manera; Stroll y Pérez, se tocan de la misma manera en la curva 1 y 2. Pero no se tocaron rueda con rueda", dice Fernando.

Más allá de la opinión de los pilotos, la FIA decidió sancionar a Verstappen por la acción, lo cual va a traer cola, o al menos eso es lo que augura Carlos: "En la próxima reunión de pilotos lo vamos a hablar, sin duda".