Joaquín Sánchez es uno de los jugadores más carismáticos de LaLiga. El jugador verdiblanco se desenvuelve igual de bien dentro de un terreno que delante de una cámara. Y es que Joaquín se ha convertido en todo un especialista del humor.

En una entrevista en el programa 'El Show de Bertín' de 'Canal Sur', el capitán del Betis se lo pasó en grande contando muchos chistes y también varias anécdotas en su vida como futbolista. Una de ellas fue el día que se encontró por la calle al expresidente verdiblanco Manuel Ruiz de Lopera.

"Hace poco me crucé a Lopera en el centro. Se me quedó mirando pensando si lo iba a saludar. Y se acercó y me dijo 'que alegría de verte'. '¿Tú sabes que el Betis todavía me debe dinero? 'Aquí tienes a un amigo', me dijo cuando me iba", desvela Joaquín, quien no guarda rencor a Lopera a pesar de su castigo en 2006.

En aquel año, Lopera mandó cedido al extremo gaditano al Albacete como castigó por negociar su fichaje por el Valencia.

Joaquín también habló de su sorprendente estado de forma, siempre con su estilo único. "No tengo más coj**** que estar bien porque si no me pasan los niños volando. El padre de Emerson es más joven que yo, ni aun así me respeta. Róber, de la cantera, el día que debuté él no había nacido. Mi mujer me decía el otro día que al final iba a ser ella la abuela del Betis", bromea el capitán bético, cuyo secreto para mantener su físico no es más que el del trabajo diario.

"No hay truco. Entrenar más que nadie, descansar más que nadie, comer mejor que nadie y, sobre todo, la ilusión. El fútbol no es sano con esta edad, pero debes estar psicológicamente preparado para no perder la ilusión y sacrificarte. Puedes nacer con un don, pero si solamente te dedicas a hacer eso, por muy bueno que seas... Hay que trabajárselo. Si es difícil llegar, imagínate mantenerse", dice Joaquín que ha renovado con el Betis un año más y que el próximo mes de julio cumple los 40.