Nueva controversia en el mundo del fútbol. Después de que 'France Football' anunciase los primeros candidatos que se disputarán un puesto en el once histórico del Balón de Oro, se ha levantado gran polémica por la ausencia o presencia de algunos, además de abrirse un debate sobre quién merece estar en la formación.

Sergio Ramos, capitán del Real Madrid, es uno de los diez candidatos que conformarán dos puestos en la defensa. Tras ser nominado, el camero subió una foto a Instagram sentado en un trono, con una corona y sujetando un balón de oro con el pie, dando a entender que es merecedor del galardón.

En 'El Chiringuito' se analizó la imagen de Ramos y la lista ofrecida por el medio francés, y cada colaborador tomó partido por distintos jugadores. Uno de los cara a cara más tensos lo protagonizaron Cristóbal Soria y Edu Aguirre.

Ambos se enzarzaron en una discusión después de que el sevillano pidiese el Balón de Oro para Sergio Ramos: "El mundo de fútbol le debe, cuando menos, un Balón de Oro a Sergio Ramos. Discrepo con José Damián cuando mete en la ecuación a Franz Beckenbauer o a Franco Baresi. Cuando hablamos de un central, yo pienso inmediatamente en el defensa".

"De Beckenbauer sabíamos que sacaba la pelota jugada muy bien desde atrás, y de Baresi que era muy elegante jugador, pero, a la hora de apretar, intimidar, defender, dominar el juego aéreo y pegar 'bocaos', el hombre es Sergio Ramos".

Tras exponer sus argumentos, apuntó directamente a Edu Aguirre: "Pienso que hay mucha parte del madridismo que sigue sin comprarle los éxitos a Sergio Ramos, y de ellos en este plató hay más de uno. Te preguntan por el capitán de tu equipo y el Balón de Oro, y te pones de pie".

 

"Tú, un antimadridista confeso, das el carnet a los madridistas, ¿estamos de broma?", respondió Aguirre, que también gozó de un turno de réplica: "Sergio Ramos nunca va a ganar el Balón de Oro porque no es delantero y no mete tantos goles. No puedo decir que Sergio Ramos merezca el Balón de Oro histórico, Franz Beckenbauer tiene dos Balones de Oro y no podemos compararles porque no les he visto".

Cuando la temperatura del plató llevó el mercurio al cielo, Josep Pedrerol trató de poner paz posicionándose al lado de Aguirre: "No sería coherente decir que es el mejor sin haber visto a los otros nueve".